Cubbing: ¡conoce esta nueva tendencia sexual!

Qué es el Cubbing 

 

Cubbing es una práctica sexual que rompe con muchos estereotipos. El término es nuevo, es tendencia y ha revolucionado las redes, aunque de hecho es algo que  siempre ha existido.

 

Cubbing: viene del término «cachorros» en inglés, y se refiere a los jóvenes que quieren tener sexo casual o relaciones sentimentales con mujeres bastante mayores que ellos; situándose encima de 35 años por encima de la edad del varón.

 

No debemos confundirlo con las cougar. En este caso, son mujeres que se sienten atraídas por hombres más jóvenes. En el cubbing se hace hincapié en la reciprocidad de la conexión.

 

 

¿Qué dicen los sexólogos expertos sobre el cubbing?

 

Según sexólogos expertos, somos un generación mucho más abierta y respetuosa con todo tipo de relaciones; pero se siguen teniendo prejuicios sobre la diferencia de edad, más que nada si es tan notoria.

 

Las personas tenemos tendencia a prejuzgar u opinar sin tener toda la información, aunque hay relaciones sin diferencia de edad, tan insanas como pueden ser aquellas en las que sí las hay.

 

Sentirse deseado o deseada siempre es agradable y nos hace subir la autoestima independientemente de la edad que tengamos, explican los expertos.

Sería ideal sería que cada persona pudiera desear a quien decida de una forma libre, relajada y que pueda enamorarse independientemente de probables prejuicios sociales.

 

 

La solución pasa por el respeto y la diversidad como fuente de riqueza, aunque la crítica de los demás es un tema bastante problemático porque a la gente le importa el qué dirán, y lo priorizan más que la propia felicidad, explica la experta.

 

El cubbing, es una manera de relacionarse dos personas tan válida como cualquier otra. Vivirlo con naturalidad y libertad es la manera en la que podemos entablar relaciones sanas con aquellos a quienes deseemos.

 

 

Aspectos a tener en cuenta

 

Es importante fortalecer nuestra autoestima para decidir qué camino queremos tomar, y compartirla con la persona que nosotros decidamos.

Hay que entender que no hay nada de malo en desear a una persona mayor o menor que tú si eres correspondido.

 

Tienen que encontrarse encontrar la manera que decidan para estar juntos, ¡y vivir el amor a tope!

Recordemos que el amor no tiene límites de ningún tipo, si existen es porque los genera la mente. Liberemos el corazón de ataduras para amar libremente.

 

 

 

 

 

 

 

 

Imágenes: Wapa, Diario El día.

Autor: Virginia Bruno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *