Cuckolding: ¿En qué consiste esta nueva práctica sexual?

 

 

¿En qué consiste el Cuckolding?

 

 

Existe una nueva tendencia sexual cuyo nombre es cuckolding, proviene del inglés qué significa «meter los cuernos». La práctica consiste en que uno de los miembros de la pareja tenga relaciones sexuales con otra persona, luego le cuente al detalle la experiencia que vivió a su pareja.

 

 

Lo que supone que luego del relato la pasión se aviva en la pareja con gran intensidad. Se podría decir que es una práctica que admite la infidelidad.

 

Conoce el cuckolding y sus características

 

 

Según los expertos, esta práctica es una variable de las parejas abiertas consiste en tener relaciones con terceros y contar la experiencia. Los protagonistas del cuckolding tienen como objetivo conseguir niveles más altos de excitación con otras personas, pero no deben aparecer celos, reproches, ni ningún otro reclamo.

 

 

Si la práctica trae más problemas que beneficios, la pareja tendrá que decidir si siguen o terminan con la misma. Los expertos aún no descifran los motivos que hay detrás de este fetiche que incita a los hombres a preguntar a su pareja como estuvo el encuentro.

 

Aunque existen teorías que hablan de una bisexualidad masculina reprimida, otros piensan que algunos hombres sienten orgullo de tener una mujer sexualmente liberada.

 

 

Los cuckolds, como se llama a los practicantes de este tipo de sexualidad, son cada vez más y existen teorías que los hombres fabrican semen de mejor calidad cuando consideran que compiten con otros. Es un movimiento que empieza a tener fuerza en internet a partir de foros y comunidades al intercambio de pareja.

 

 

Por lo general en esta práctica suele ser más frecuente que el observador sea el varón. Muchas parejas consideran esta práctica como satisfactoria, que genera emociones y potencia la vida sexual conjunta.

 

 

Es necesario que se trate de un pacto que lo hagan libremente, y accedan ambas partes sin presiones de ningún tipo y sin forzarse hacerlo para agradar a la otra parte.

 

 

 

Conclusión

 

  • No es una práctica para todo el mundo, ya que la pareja va a estar manteniendo sexo con otra persona y eso no resulta agradable para todas las parejas.

 

  • Hasta hace pocos años era una práctica realmente rechazada por la mayoría de la sociedad.

 

  • Es importante que la comunicación en la pareja sea una de sus mayores fortalezas porque de eso dependerá que la relación se rompa o no.

 

  • Como todas prácticas nuevas hay que analizar antes las ventajas y desventajas y reflexionar sobre la conveniencia de invitar a otro a tu vida sexual.

 

 

¿Te animarías a probar esta práctica?

 

 

 

 

 

Imágenes: Diario femenino, Infobae.

Autor: Virginia Bruno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *