El embarazo en tiempos de Coronavirus

 

Todo lo que necesitas saber si estás embarazada durate la pandemia

 

 

Si hay un grupo de la población que ha visto aumentar la preocupación por su salud con motivo de la actual pandemia por la covid19 es el de las mujeres embarazadas.

 

 

Durante la gestación se extreman las medidas de control sobre la madre para garantizar su bienestar,  el del bebé y el buen término del embarazo.

 

 

En un entorno como el que estamos viviendo, con la aparición de una amenaza nueva e incontrolada, con información constante (mucha de ella falsa o no contrastada), lo normal es que disparen los indicadores de alarma en este colectivo.

 

 

 

 

 

A la espera de ver, día a día, la evolución de cómo afecta este virus a la natalidad, no sólo en cuanto al número de nacimientos, sino también en relación a los efectos del virus en mujeres embarazadas y a su transmisión y efectos en la salud del bebé, la recomendación general por parte de las autoridades sanitarias es la de seguir las mismas pautas que el resto de la población.

 

 

Es decir, mantenerse en casa y evitar salir en la medida de lo posible, extremar la higiene de manos y evitar las visitas al hospital a menos que sean imprescindibles.

 

 

Las embarazadas, sin embargo y por los motivos antes comentados, están incluidas en los grupos de riesgo señalados por el Ministerio de Sanidad en su documento guía ‘Manejo de la mujer embarazada y del recién nacido con Covid-19’. Del estudio de dos grupos de madres gestantes infectadas y el estado de sus bebés se extraen las siguientes conclusiones:

 

 

  • La neumonía en las pacientes embarazadas no parece ser más grave que en el resto de grupos de población.

 

  • No hay evidencia de la transmisión intrauterina del SARS-CoV-2 en mujeres que adquieren la infección durante el tercer trimestre de embarazo.

 

  • La infección perinatal por SARS-CoV-2 puede tener efectos adversos sobre los recién nacidos, como perdida del bienestar fetal, parto prematuro, destres respiratorio, trombocitopenia acompañado de alteración de la función hepática e incluso muerte.

 

 

 

 

 

 

No se dan las condiciones estadísticas para asegurar, por otro lado, que el virus se transmita de forma vertical de la mamá al feto. La infección no se ha detectado ni el líquido amniótico, ni en el cordón umbilical ni en la placenta.

 

 

En caso de mamá positiva en Covid19, el parto puede ser por vía vaginal, por lo tanto, al no haberse determinado que el nacimiento por el canal vaginal sea un factor determinante de contagio. Varios bebés han nacido sanos de manera indistinta de madres  con positivo en Covid19.

 

 

La mamá, a pesar de antiguas recomendaciones en algunas comunidades autónomas como la valenciana, si podrá estar acompañada durante el parto. Eso sí, sólo por una persona. No podrá recibir visitas de familiares y amigos, ni en el hospital ni en casa.

 

 

La Organización Mundial de la Salud continúa recomendando la lactancia materna como la mejor vía de alimentación para el bebé, aunque, si la mamá esta contagiada y quiere evitar el contacto tan próximo, puede usar el clásico sacaleches.

 

 

 

¿Qué ocurre con los tratamientos de reproducción asistida?

 

Se encuentran interrumpidos por recomendación de las sociedades internacionales del sector y de la Sociedad Española de Fertilidad, en nuestro caso. Desde EVA se atienden vía telefónica a cuestiones urgentes de las personas a las que esta pandemia ha sorprendido en pleno tratamiento.

 

 

La actividad médica propiamente dicha que se está llevando a cabo es la de finalizar los ciclos ya iniciados de Fecundación In Vitro.  El procedimiento a seguir en esta situación inaudita, es acabar los ciclos de FIV que se encontraban en marcha en el momento de la declaración del estado de alarma hasta realizar la punción ovárica para extraer y vitrificar los ovocitos.

 

 

Es decir, que no se continuará con el resto del procedimiento, consistente en la fecundación en el laboratorio del material genético recogido, sino que se congelará para proceder, cuando todo pase, a la obtención de los embriones y su posterior implantación en el útero materno.

 

 

Por último, estos centros de reproducción asistida se suman a todas las recomendaciones médicas oficiales de mantener la calma y evitar la sobreinformación, sobre todo la búsqueda en fuentes que no sean oficiales.

 

 

 

 

 

 

 

Equipo médico de Clínicas Eva

 

 

 

 

 

 

Imágenes: weheartit.com, d.bestsportsplay.com, instagram.com.

 

 

 

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *