¿Cómo la homeopatía puede ayudar a relajarte?

 

 

La homeopatía para poder relajarte

 

 

¿Cómo la homeopatía puede ayudar a relajarte?

 

La homeopatía ha conseguido ser aceptada en la mayoría de los países desarrollados. Especialmente es muy popular en Alemania y Francia. Como siempre, desde sus inicios ha sido defendida y odiada en partes iguales.

 

 

Lo que muchos no pueden negar son los efectos directos que tiene en los pacientes.  Su historia comenzó con los chinos y los indios que empezaron a usar remedios para curar enfermedades e incluso problemas de salud con menor gravedad.

 

 

Pero la homeopatía como hoy se conoce no llegará hasta finales del siglo XVIII con Samuel Hahneman. Hay una gran parte de la sociedad mundial que apuesta por este tipo de tratamiento, por ello es posible encontrar importantes empresas farmacéuticas dedicadas a la producción de productos homeopáticos.

 

 

Por ejemplo, Boiron fundada en 1932 y con una gran importancia en este mercado ofreciendo multitud de productos.

 

 

Beneficios de la homeopatía

 

Esta medicina ayuda a combatir alergias, dolor de cabeza, problemas de piel, mareos, catarros e incluso acabar con el estrés. En estos últimos tiempos una gran parte de la sociedad se ha visto sometida a la autoexigencia de rendir, trabajar y llegar siempre al doble.

 

 

Tener un éxito continuo a cualquier precio. Por ello la salud física y mental se ha visto gravemente afectada con estas circunstancias que acaban provocando situaciones de estrés.

 

 

A veces parece que cambiar rutinas e intentar modificar la perspectiva desde la que se ven las cosas puede ser la solución, pero no siempre es así y, por lo tanto, hay que recurrir a una ayuda externa.

 

 

La homeopatía también está destinada al cuidado corporal, no solo sirve para mitigar enfermedades. En los últimos tiempos se ha ganado también un hueco en las rutinas de belleza.

 

 

En la actualidad hay multitud de productos homeopáticos para la piel como la Equinácea Angustifolia para tratar el acné y mitigar problemas faciales. También se usa el Benjuí para poder realizar una limpieza profunda fácil.

 

 

Cremas hidratantes como la crema hidratante de caléndula. También hay productos destinados al cuidado de la zona ocular, cremas con extractos de granada que ayudan a refirmar la zona del contorno de los ojos. 

 

 

Productos que se pueden combinar para crear rutinas tanto de día de como de noche. 

 

 

¿Cómo trata la homeopatía el estrés?

 

El método que utiliza esta medicina trata de una forma diferente cualquier tipo problema de salud o enfermedad. La homeopatía permite tratar de una forma única a cada paciente, ofreciéndole un tratamiento personalizado para este. La finalidad de esta medicina es equilibrar el cuerpo y ajustar las energías.

 

 

Por ello cuando se trate el estrés se tendrán en cuenta todos los síntomas tantos físicos como mentales cuando se trate. Normalmente para el estrés se suele usar Argentum nitricum. La Chamomilla se suele usar para calmar la ansiedad cuando estaba acompañada de rabia y depresión.

 

 

La Passiflora incarnata también sirve para disminuir la ansiedad y la tensión. En casos en los que la ansiedad sea una causa de parálisis suele indicarse la toma de Gelsemium sempervirens.

 

 

Para aquellos casos en lo que el estrés esté derivado por alguna causa nerviosa como los pacientes hipocondríacos se aplicará Arsenicum álbum con el fin de calmar la agitación. La alternativa natural para hacer frente a un problema global que afecta cada vez a más personas del mundo.

 

 

Los medicamentos mencionados no deben tomarse por cuenta propia, sino que deben ser prescritos por profesionales homeopáticos que valoren previamente al paciente y el caso en el que se encuentra este. 

 

 

Actualmente debido a la situación de aislamiento puede ser una alternativa muy útil a la medicina tradicional. El estrés puede aparecer en cualquier momento durante el confinamiento al que se encuentra sometido toda la población.

 

 

Por ello, una opción muy efectiva puede ser la homeopatía. Comenzar con un profesional homeopático que estudie tanto el caso y como al paciente. 

 

 

La homeopatía no es un placebo 

 

Que muchas personas hablen del efecto placebo viene por el uso de las pequeñas dosis con las que se trabajan, siendo puramente acción energética.

 

 

Por ello será la física quien tendrá que buscar la explicación de por qué las diluciones ultramoculares funcionan. La homeopatía se limita a seguir demostrando con casos reales cómo funciona. Para ello se aplica esta medicina en bebés y en personas que no están conscientes por lo que se puede observar que realmente el efecto placebo no existe.

 

 

También es posible verificar que este efecto no existe porque hay una rama de la homeopatía que se aplica exclusivamente en animales. No hay razón para crear en el efecto placebo porque si fuese el caso sería indiferente el medicamento que se usase para tratar al paciente.

 

 

Por lo que, si hay un error en la prescripción no va a funcionar el tratamiento en el paciente. Las mejoras se van presentando poco a poco, primero en el estado general del afectado más tarde irían mejorando los síntomas locales.

 

 

De esta manera es importante mandar un tratamiento adecuado y dedicar el tiempo suficiente al paciente para obtener buenos resultados. 

 

 

Comenzar a recibir un tratamiento homeopático puede ser la solución definitiva a cualquier problema. Su eficacia es indudable y a miles de casos que corroboran experiencias de éxito.

 

 

Ahora el estrés tiene una nueva forma de ser tratada, no hace falta recurrir a medicamentos con altas dosis de químicas industriales. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Imágenes:  rolograma.com, mix.com, gerdaspillmann.wordpress.com, homeopatiaysalud.com.

Autor: Júlia Gonzalvez Ferrer

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *