Cuándo empezar a correr tras el parto

 

 

¿Cuando puedes volver a correr tras dar a luz?

 

 

Si acabas de ser mamá o estás a punto de serlo, seguro que estás deseando recuperar tu figura y ponerte en forma.

 

 

Es muy importante que tras el embarazo y el parto, vuelvas a cuidarte para sentirte bien en tu piel. De forma que puedas disfrutar al máximo de tu maternidad, sin perder tu propia identidad.

 

 

Quizá estés pensando en comenzar a correr para ponerte en forma. Un gran ejercicio para perder peso, sin embargo, debes tener en cuenta algunas consideraciones antes de ponerte a correr después de dar a luz.

 

 

Tu médico de dirá cuándo debes comenzar

Cada embarazo y cada parto es tan distinto, que incluso para la misma mujer pueden ser experiencias completamente opuestas.

 

 

Por lo que, cada cuerpo necesita un tiempo de recuperación distinto. Teniendo en cuenta factores como el tipo de parto, la evolución del embarazo o la capacidad de recuperación de cada mujer.

 

 

Es por esto que, no debes comenzar a practicar ejercicio sin que antes te vea tu médico y sea este quién te dé el visto bueno.

 

 

 

 

Cuánto tiempo esperar

En reglas generales, lo que recomiendan los especialistas es lo siguiente según el tipo de parto:

 

 

  • Si es una cesárea: Este tipo de intervención necesita algo más de tiempo de recuperación. Tendrás que esperar entre 6 y 8 semanas antes de comenzar a correr, o practicar cualquier ejercicio.

 

  • En caso de parto natural: Generalmente, la recuperación es más rápida y es necesario esperar menos tiempo. Aproximadamente entre 4 y 6 semanas tendrás que esperar para empezar a correr.

 

 

Cuándo empezar

La respuesta a esta pregunta te la dará tu propio cuerpo. Primero debes esperar el tiempo estimado, después tendrás que visitar a tu ginecólogo para que valore tu recuperación. Por último, debes sentirte preparada y escuchar lo que tu cuerpo tiene que decirte.

 

 

Lo más normal es que durante unos meses estés más cansada. Además de poco motivada y otras muchas ocupaciones en tu día a día. Date tiempo para recuperarte física y emocionalmente, después, tú misma sabrás cuándo estas preparada para comenzar a correr.

 

 

 

 

 

 

Imágenes: Pixabay/Pinterest

Autor: Toñy Torres

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *