Señales de una mala comunicación en la pareja

Mantener una larga y buena relación de pareja no siempre es fácil. Con el tiempo y la rutina, podemos llegar a estancarnos, y empezar a tener conflictos por tonterías. Un mal día lo tiene cualquiera, y si vuestra relación se basa en el cariño y  el respeto, estamos seguras que os comunicaréis bien. No obstante, en la gran mayoría de los casos, acabamos teniendo problemas que se acrecentan con el tiempo.

Una mala comunicación en la pareja llega a crear cada vez más distancia entre ambos, lo que puede llevar a un abismo insalvable. Si no has llegado a ese punto, es hora de que analices lo que ambos hacéis mal, para poner las cartas sobre la mesa e intentar arreglar los problemas antes de llegar a un punto de no retorno.

mala-comunicacion-pareja

  • Comunicación negativa en escalada. Se trata de ese típico ciclo en el que devolvemos lo negativo con más negatividad, subiendo de tono mientras nos frustramos y nos enfadamos más todavía. Se puede comenzar a discutir por una tontería, y acabar hablando de todo lo negativo que nos hemos guardado. En este punto, alguno de los dos debe parar, y tratar de volver al origen de la discusión, no hiriendo al otro porque sí. Una actitud positiva apagará el tono de tu compañero, y te darás cuenta de que una reconciliación también es algo que vale la pena.
  • Menospreciar al otro. En este sentido hablamos de menospreciar lo que hace, cómo es o lo que siente. Si infravaloramos lo que le importa a nuestra pareja o lo que siente, no se sentirán queridos y llegará un punto en el que no compartan sus cosas con nosotros, porque no reciben apoyo. En cualquier pareja, el apoyo y el cariño es fundamental.
  • Evitación del conflicto. Esto es típico de muchos hombres. Quieres hablar sobre un problema que os afecta y lo ignoran o no quieren hablar de ello. Ellos no son tan abiertos como nosotras a la hora de decir lo que sienten, pero  no por ello podemos enterrar las cosas que pasan. Dile lo importante que es para ti que habléis las cosas, sin acosarlo, dándole tiempo y espacio, pero de forma que entienda que es necesario para la pareja.
  • Interpretar todo de una forma negativa. Esto ocurre cuando la pareja ya está dañada y ambos ven cosas malas en lo que el otro hace o dice. En ocasiones solamente hay que relajarse y comunicar mejor las cosas, desde un punto de vista positivo. No debemos maximizarlo todo, o nos perjudicará.

Estos son los principales problemas que debes identificar. Hay que tratarlos, para evitar caer en los mismos errores una y otra vez. Lo fundamental es ser positivos, ponernos en el lugar del otro, hablar las cosas desde el cariño que le tenemos a esa persona, y mostrar apoyo y comprensión.

Imagen: mujerypunto / noticiassin

Autor: Susana Garcia

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *