¿Picor o escozor? Cuidado con la infección de candidiasis vulvo vaginal

Si has oído en más de una ocasión hablar de la candidiasis en el vulvo vaginal pero no sabes muy bien en qué consiste, ni cuáles serían los efectos que acabarías notando como paciente, tenemos que decir que se trata de una infección que suele ocurrir por hongos en tu zona íntima. Es habitual que este tipo de infección esté relacionada con las partes más húmedas que, a su vez, están relacionadas con las zonas más calientes del cuerpo, como la boca y determinadas zonas de la piel. Precisamente si la infección se localiza en la vagina, esta afección se denomina candidiasis vulvovaginal.

Entre los síntomas de esta enfermedad están el dolor, picor, enrojecimiento, flujo vaginal, escozor o molestias al orinar. Se trata de un tipo de infección que se puede evitar, en buena medida, si se cuida al máximo la higiene de la zona y se mantiene seca en todo momento. Este tipo de hongo se suele encontrar en pequeñas cantidades sobre la piel pero también dentro de la boca así como del sistema digestivo y de la vagina y no por ello provocan ninguna enfermedad, ya que es el propio sistema inmunitario sano así como una serie de bacterias que son buenas para el organismo, los que se encargan de que esto no vaya a más y no se desarrollen.

De este modo, si la cantidad de hongos crecen en exceso se acaba generando la temida infección, así como si se está baja de defensas. No obstante, a pesar de ser molesto no se consideran en ningún momento enfermedad de transmisión sexual aunque es cierto que sí se pueden transmitir a través de las relaciones íntimas. Además, en la época de la pubertad se trata de una enfermedad mucho más frecuente de lo que se pueda pensar y hay que tenerlo en cuenta.

 

Imagen: lookfordiagnosis

 

Autor: Mary Esther Campusano

Redactora de contenidos, amantes de los viajes y los felinos.

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *