Los puntos sexuales fuertes de las mujeres… ¡Y débiles de los hombres!

Puntos débiles de los hombres

¿Sabrías cómo enamorar a tu chico con los ojos cerrados? ¿Sabrías cómo conquistarle careciendo de sus principales sentidos del placer? Los ojos, el oído, el olfato, el tacto y el gusto son los cinco recursos con los que podemos jugar para brindarnos todo el morbo posible en la cama. Así que imagínate qué sería del sexo sin cada uno de ellos.

Y es que los cinco están relacionados con nuestros puntos fuertes. Las mujeres contamos con zonas y con herramientas que siempre utilizamos, siendo sinceras, para rendirnos de placer ante nuestro chico. Por eso no es tan fácil convertirse en una mujer repleta de lujuria. Hay que conocerse muy bien a una misma y saber qué es lo que más le pone a nuestro chico.

De todas formas, todas Nosotras contamos con unas armas de seducción muy atractivas para ellos. Son al mismo tiempo nuestros puntos fuertes y sus puntos débiles. Y hoy en Nosotras te los desciframos, para que sepas por dónde guiarles de cada zona de tu cuerpo y qué ponerles en bandeja para que experimenten todo el placer concentrado.

Cada uno de sus sentidos está íntimamente relacionado con los puntos débiles de los hombres. Te explicamos por qué. Son los cinco recursos que tendrás que usar para que sus sentidos se activen al máximo y así tenerlos mucho más que contentos.

Uno de ellos es un buen aroma. El perfume es igual de importante en Nosotras, como en ellos. Te aconsejamos que no recurras al mismo perfume que escoges para ir a trabajar. Por la noche debe ser más misterioso y más sensual. Elegir un buen perfume es muy difícil, pero te aseguramos que es un arma infalible de conquista. Porque, aunque creas que no, ellos también se fijan en eso.

Tócale y, sobre todo, bésale. Los besos son la sensualidad en estado puro. Y sobre todo si la zona donde los das es una de sus zonas erógenas. Todas las mujeres sabemos besar. Por tanto es uno de nuestros puntos más fuertes y más atrevidos. Eso, para ellos, supone una debilidad. Compruébalo y verás cómo se derrite.

La vista se pone a cien cuando tu chico te ve con la lencería erótica puesta. Un simple sujetador y un cullotte pueden ser claves para que llegue al orgasmo de forma garantizada. Y es que, como antes te decíamos, la estimulación de sus sentidos es tan potente que tiene las terminaciones nerviosas alteradísimas. Buena señal.

Tampoco te olvides de un buen masaje. Puedes comenzar por la excusa de sentirle bastante contracturado. Y lo que empieza como un alivio puede terminar como un placer. Se destensará y estará más relajado para lo que se os ocurra hacer después.

Y, por último, y como el quinto punto débil de los hombres… La excitación permanente. Sobre todo, de forma visual. No solo se pondrá a tono al verte sin nada o ligera de ropa, sino que también los chicos suelen ser los principales consumidores de erotismo, y sobre todo, de películas X. Así que si quieres empezar bien, ya sabes de qué alquilar la película esta noche. Terminaréis mejor.

Imagen: Agent Provocateur.

Noticias Trending!