Caricias sexuales para despertar la pasión

Durante nuestros encuentros y relaciones sexuales con nuestra pareja, hay muchas cosas que tenemos que tener en cuenta más allá del sexo directo. Y es que antes de pasar a la relación sexual propiamente dicha, es necesario que calentemos un poco el ambiente con preliminares, besos y caricias que harán que aumente la temperatura y la excitación de ambos miembros de la pareja.

Dentro de las caricias seguro que podemos realizar y experimentar un gran número de caricias por parte de nuestra pareja, cada una de las cuales tiene un significado diferente. ¿Quieres descubrir qué significa cada una de las caricias que recibes de tu pareja y que señales dan de él cada una de estas caricias? Sigue leyendo que hoy explicaremos el significado de algunas de ellas.

Una de las caricias más comunes que suelen hacerse en los preliminares y durante las relaciones sexuales son las caricias en el cuello. Se trata de una de las caricias más placenteras y las que que casi nos hace perder la consciencia, pues aunque parezca una caricia tierna e inocente, con las caricias en el cuello tu pareja te está demostrado que quiere tenerte aquí y ahora y que seas solo para él.

beso-cuello

Con las caricias en los labios, ya sea con sus dedos o con sus propios labios, indica que la pasión está presente y que quiere devorarte por completo. En cuanto a las caricias en el pelo, sobre todo si juguetea con los mechones de tu cabello, indica además de pasión, que el amor está muy presente en el ambiente, al igual que con las caricias que se acompañan con miradas, que se utilizan para dar la declaración más sincera de amor, admiración y pasión durante el acto sexual. Y si después de terminar, cuando despertamos vemos que juguete con nuestros pies junto a los suyos, indica que quiere volver a repetir y disfrutar de la mejor pasión.

caricias

Imágenes: hondudiario/psicologosmadrid/

Autor: Mary Esther Campusano

Redactora de contenidos, amantes de los viajes y los felinos.

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *