Si aplicas estos cambios en tu vida empezarás a adelgazar

Si estás buscando perder esos kilos de más y adelgazar, ya sabrás que es necesario un cambio de hábitos duradero en el tiempo. Aunque cada caso es particular, y habrá que descartar algún problema metabólico, el llevar una dieta equilibrada, una vida activa y buenos hábitos en general pueden hacer la gran diferencia. Te contamos cuáles son esos pequeños cambios que deberás implementar para lograr adelgazar, sin poner en riesgo la salud, y que sea una pérdida estable y saludable.

Sustituye alimentos

Un estudio publicado en la revista New England Journal Medicine indicó que comer a largo plazo yogur y frutos secos de cáscara dura como la nuez o almendras ayudarían a bajar de peso de forma más rápida y efectiva que con las dietas de fruta. Es decir, incluye también estos alimentos en tu dieta para que sea más nutritiva y adecuada. frutos_secos_lácteos

Come lento: El comer rápido te hace perder conciencia de lo que estás incorporando a tu cuerpo, además, no le da tiempo al cerebro para darse cuenta que ya está satisfecho. A la hora de ingerir tus alimentos, hazlo lento y con conciencia.

Descansa bien: El dormir es clave para un buen metabolismo y una buena salud. Según un estudio realizado por la Universidad de Chicago, si estás haciendo una dieta para adelgazar y tienes un sueño ininterrumpido durante la noche, estarás quemando mayor cantidad de grasa.

Imaginación: Científicos de la Universidad Carnegie Mellon – Pittsburg, EU -, descubrieron que ante los antojos de alimentos “indebidos”, como el chocolate o los dulces en general, bastará imaginarse consumiendo grandes cantidades de los mismos para calmar dicha sensación y evitar así recurrir a ellos en la vida real.

Bebe agua: Ya se sabe que la hidratación es esencial para la vida. Pero aún más, según un ensayo presentado durante uno de los últimos encuentros de la Sociedad Americana de Química – ACS -, el beber dos tazas de agua antes de dormir prevendría la obesidad y favorecería la pérdida de peso.

tomar-agua-620x413

Lee las etiquetas: El leer las etiquetas de los productos es una buena forma de saber qué estamos por consumir. Así podrás eligir las opciones menos calóricas y más nutritivas. De hecho, un estudio reciente de la Universidad Estatal de Washington reveló que las mujeres que incorporaron el hábito de leer las etiquetas reportaron un mejor control de peso que las que solamente compraban los productos de forma mecánica.

Evita comer cerca de “pantallas”: Nada que te distraiga de lo que estás haciendo. Pero aún peor, de acuerdo a la revista American Journal of Clinical Nutrition, comer cerca del televisor o del ordenador aumenta el apetito, debido a la publicidad constante sobre alimentos, sobre todo de los ricos en azúcares y grasas saturadas.

Alimentos con calcio: Investigaciones científicas realizadas en la Universidad de Wisconsin, Estados Unidos, concluyeron que los alimentos ricos en calcio son útiles para perder peso, ya que influyen sobre el metabolismo de las células adiposas.

Ejercita, sí, pero en su justa medida: Cuando de perder peso se trata, el salir a caminar a buen ritmo o hacer un trote ligero serán suficientes para quemar calorías y, en consecuencia, perder peso y ganar masa corporal. Puedes comenzar con media hora e ir paulatinamente ampliando hasta llegar a una hora.

Sazonadores: Una investigación de la Universidad de Purdue, indicó que consumir pimienta roja de Cayena ayudaría a reducir el apetito y a quemar más calorías.

Imágenes: lifedaily.com

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *