Masaje prostático: todos los secretos del placer

Masaje de próstata: cómo hacerlo

¿Conoces algo acerca del masaje de próstata? Cuando hacemos referencia a dicho órgano masculino siempre pensamos en salud, pero pocas veces lo relacionamos con el sexo. Te damos las claves para realizar un buen masaje y que tu chico se vuelva loco de placer. Toma nota.

Cuando decimos próstata lo primero que se nos viene a la mente es esa enfermedad que hace que los hombres de cierta edad tengan que ir al servicio demasiado a menudo. Sin embargo la próstata también es una zona erógena muy importante en los hombres y además es la encargada de segregar parte del semen. En ella se concentra gran parte de la capacidad para sentir placer de los hombres, por eso es esencial en las relaciones sexuales.

Una de las formas de estimularla es a través del masaje prostático. Esta estimulación está ligada a otra zona erógena muy importante para los hombres: el perineo. Está última es la zona situada entre los genitales y el ano y al ser una región del cuerpo masculino muy sensible su estimulación provoca mucho placer.

El masaje de próstata puede llegar a ser tan placentero que si se estimula bien puede provocar un orgasmo sin necesidad de que se estimulen los genitales. Si quieres saber cómo realizar un buen masaje de próstata, nosotras te ofrecemos una serie de consejos y un paso a paso para que sepas cómo hacerlo. Empezaremos con el paso a paso:

-Se introduce el dedo en el ano del hombre, para acostumbrarlo a la penetración.

-A continuación, se curva el dedo hacia abajo, ligeramente. No hace falta llegar muy adentro, lo importante es la posición.

-De manera suave, se empieza a mover el dedo, masajeando la próstata. Es importante hacerlo suavemente, ya que si se hace demasiado fuerte puede hacer daño.

-Para aumentar la sensación de placer, se puede masajear el perineo simultáneamente.

Algunos consejos útiles a la hora de practicar el masaje de próstata:

-Al tratarse de una estimulación de una zona anal, es muy importante la higiene. Será más cómodo para ambos y evitaréis infecciones.

-Hay que lubricar muy bien el ano para que la práctica no resulte dolorosa.

-Ten cuidado con las uñas, ya que pueden causar heridas. Es recomendable tenerlas cortitas y bien limadas.

-Él debe adoptar una postura favorecedora a la penetración (a cuatro patas, por ejemplo).

También se pueden utilizar juguetes sexuales adecuados para este tipo de estimulación, que además permiten la estimulación simultánea del perineo.

Imagen de Control.

Noticias Trending!