Las 4 raíces estrella que añadirán salud natural a tu alimentación

La vuelta a lo natural es una realidad en el mundo culinario. No sólo por modas, tendencias y programas de cocina en los que podemos copiar técnicas e ingredientes de reputados chefs internacionales.

Lo es también a causa del incremento de las enfermedades relacionadas con una mala alimentación en el llamado primer mundo: el sobrepeso y la obesidad, que a menudo se asocian a parámetros analíticos preocupantes. Colesterol, hiperlipemia, diabetes tipo II y otros indicadores que se achacan a una sustitución de lo sano y natural por lo industrial y edulcorado. Son datos de la Organización Mundial de la Salud.

sobrepeso

Alimentarse bien consiste en comer lo que el organismo necesita, no lo que le han hecho creer que necesita, en base a agresivas campañas de marketing centradas en la rapidez del consumo. Esto es: como no se tiene tiempo para cocinar, levantemos el teléfono y pidamos una pizza o hamburguesas de una reconocida cadena internacional.

También podemos abrir el congelador y freír en un par de minutos productos precocinados. No, mejor no. No es sano y todos los referentes sanitarios lo advierten. La obesidad está ya considerada como una epidemia y, además, existe el riesgo cardiovascular.

Es tiempo de reinventar ciertos platos, de buscar los nutrientes básicos en otros alimentos. Lo estamos haciendo ya buscando nuevas verduras, productos frescos procedentes de otros países. Lo hemos logrado con las semillas y ahora es el turno de las raíces.

El jengibre es la estrella de las raíces, la más conocida por su consideración de ingrediente básico en la cocina oriental. Chinos, japoneses, tailandeses y otros  emplean esta raíz, bien en polvo, bien rallada o en láminas como los españoles el perejil o los italianos el cilantro.

Se ha hablado de sus propiedades como anti-inflamatorio natural y, por lo tanto, de sus cualidades antipirépticas, lo que contribuye a bajar la fiebre. Es un alivio eficaz contra el dolor, especialmente en el caso de las molestias menstruales. Algunas personas lo toman en infusión cuando padecen trastornos digestivos, como cólico de gases.

jengibre

Para las embarazadas, ingerido en infusión, es otra opción natural contra el mareo y los vómitos.

De los andes peruanos nos llega la raíz de maca, del que quizá no hayáis oído hablar. Su textura es parecida a la del jengibre, pero su forma es achatada. Desde tiempo de los incas se destaca su carácter afrodisiaco y siempre se le ha atribuido el aumento del deseo sexual y de la virilidad.

Se considera que la raíz de maca es relajante, con cualidades antidepresivas , así como un poderoso reconstituyente, ya que posee un alto contenido de hierro, yodo , calcio y zinc.

raiz_de_maca

 Podéis encontrar la raíz de maca en herbolarios, con distintas presentaciones.

Como tercer propuesta, encontramos el ñame, una planta tropical de la que se aprovecha tanto las hojas como la raíz. El consumo de ésta última proporciona energía, aportando carbohidratos complejos.Útil como elemento saciante en las dietas adelgazantes, es también una buena fuente de magnesio.

ñame

 Para finalizar, la cúrcuma fresca, un clásico de la cocina oriental que, por su carácter antiinflamatorio, se toma en infusiones. ¡Ojo, que no debe ingerirse durante el embarazo y la lactancia!

ata poouramini 3

Ata Pouramini es autor del libro “Tú eres tu medicina” y “El gato persa que quería comer caviar”. Es orientador en salud, experto en nutrición y uno de los quiroprácticos más reconocidos . Tiene en Valencia una de las consultas más importantes del mundo. Estudió Nutrición en la Oxford Brooks University, es Licenciado en Ciencias Humanas, Master en Ciencias Quiroprácticas, Doctor en Quiropráctica  y miembro de la Asociación Española de Quiropráctica. 

Para más información consultar a:

Mamen de Blas 639 00 72 10

www.misszoe.es

carmen@misszoe.es

 

 

Autor: Ata Pouramini

atprm!6336

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *