Las 10 cosas más raras en los bolsos femeninos

¿Cuántas cosas guardamos las mujeres en nuestros bolsos?, ¿Recuerdas la escena de Mary Poppins cuando comienza a sacar un perchero, un paraguas abierto y un perro?, aunque parezca extraño eso no es una fantasía, tal vez es la descripción más apegada a la realidad que se ha hecho del universo de los bolsos femeninos.

Analicemos un bolso cualquiera en un escaparate, una mujer se siente atraída por la vista, se acerca, cruza el umbral de la tienda (si va acompañada, este acto va seguido de la mirada en blanco del sujeto masculino que la acompaña como claro signo de incomprensión y aceptación forzosa de que esa promesa de ‘solo voy a ver’ tiene muy pocas posibilidades de cumplirse, sobre todo si lleva dinero para gastar).

Toca el bolso, se lo cuelga, lo mira, lo abre, lo cierra y piensa en voz alta ¿me cabrá todo aquí?, el acompañante simplemente se limita a sonreír, mientras mentalmente responde: ‘con la cantidad de porquerías que guardas -que en la vida has usado- pero que llevas por si se ofrece, lo dudo’.

¿Cuáles son las cosas más extrañas que guardamos las mujeres en los bolsos?

1) Cuchara

Cuando cotillees en el bolso de tu chica (cosa que no se debe hacer, pero hay que aceptar que los hombres también gustan de este irrefrenable vicio) y descubras una cuchara puedes pensar que tu chica es una obsesiva de la limpieza y que no pueda comer más que con sus propios cubiertos, por supuesto que hay quien los lleva, pero en este caso la pequeña cuchara del café tiene otra razón de estar en el bolso de ella.

Aunque en el cerebro masculino no se conciba el uso de la cubertería para otra cosa más allá de comer, las mujeres le encontramos distintas utilidades, una de ellas es la que tiene la cucharilla del café ya que esa nos permite rizarnos las pestañas (si es de plata y de bebé es mejor, se adapta ergonómicamente al ojo y queda más mono).

2) Comprobantes de pago viejos

Pueden ser de las rebajas de agosto o de la navidad anterior, pero casi siempre hay un ticket viejo vagando por la cartera o un boleto de cine que ya casi ni se alcanza a leer. Dentro de esta categoría también podemos encontrar tickets que se guardan de recuerdo de la comida en un buen restaurante con amigas o de la primera vez que salió con su ex de hace tres años.

Los tickets tienden a reproducirse en el bolso como si tuvieran vida propia y cuando ella está dispuesta a deshacerse de ellos, el temor de necesitarlos algún día (así se trate del comprobante de ese jersey que utiliza diario y le queda fantástico) la detiene y siguen acumulándose en el bolso.

3) Caramelos sin envoltura

Aceptémoslo, cada vez que vamos a un restaurante y nos obsequian al salir unas pastillas de menta o bombones, se guardan en el bolso para ‘después’, el problema es que ese ‘después’ es el mismo que utilizamos para decir ‘iré al gimnasio’, ‘pagaré mis deudas’, ‘no discutiré por tonterías’… o sea, nunca llega.

El problema de los bombones es que pueden derretirse y causar un estropicio en el interior del bolso por lo que esos hay que comerlos o regalarlos en el menor tiempo posible, sobre todo si es verano.

4) Bolígrafos de diferente tinta

En el bolso de una mujer podemos encontrar distintos bolígrafos ya que nunca sabe cuando se pueden necesitar, el problema es que desde la primera vez que los colocó dentro no se ha vuelto a asegurar que todos funcionen, por esa razón podemos estar ciertos de que más de la mitad de los bolígrafos que lleva dentro son inservibles.

Si los bolígrafos no pintan, no quiere decir que su dueña sea descuidada, simplemente es una cuestión climática que afecta el buen funcionamiento de la tinta, no es su culpa, ella es una chica precavida.

5) Fotos de gente que no conoces

Seguramente en la cartera de tu chica hay una imagen blanco y negro de un joven atractivo, antes de pegarle la bronca asegúrate de que no se trate de su padre (que es lo más probable), si ese joven trae un piercing no sé si cuele ese pretexto.

También puedes encontrar imágenes de sus mejores amigos, de sus padres, hermanos y de sus mascotas, depende de la personalidad de cada quien.

6) Llaves que no sabe de donde son

Existe un gran misterio en la humanidad, ¿Porqué tenemos llaves que no sabemos de dónde son, acaso nos las habrá dejado San pedro para cruzar la puerta del cielo?

Este es un fenómeno muy común, independientemente del sexo, la mayoría ha sufrido este fenómeno de las llaves desconocidas (claro que algunos prefieren fingir demencia y saben perfectamente que esas llaves son del apartamento de la querida).

7) Medicinas varias

Si tu chica es precavida seguramente llevará consigo medicina para el mareo (aunque no padezca de ellos ni tenga pensado viajar), paracetamol, anti ácidos y algún ungüento para las hemorroides, si lo encuentras eso no quiere decir que tu chica lo padezca, recuerda que el cerebro femenino va un paso más allá y uno de los secretos de belleza mejor conocidos por las participantes en los certámenes internacionales tipo ‘Miss Galaxía Universal’ es que este tipo de pomada sirve para eliminar las bolsas en los ojos.

Algunas actrices y participantes en certámenes de belleza han confesado que sí funciona.

8) Abanico en invierno

La temperatura ambiente puede estar a menos dos pero en el bolso de tu chica está presente el abanico que se le ha olvidado sacar con tanto cambio de bolso.

9) Chinito de la suerte o muñeca étnica

Puede ser que dentro de su bolso encuentres a la diosa de la fertilidad o algún otro amuleto que le haya obsequiado algún ser querido, no importa qué tan extraño sea, ella seguramente lo lleva consigo a donde va, te sugiero que no lo toques si no quieres ocasionar un cabreo apoteósico ya que los amuletos no se tocan.

10) Monedas de otro país

Si notas que se tarda más de lo normal para pagar un croissant en la panadería es porque en su monedero tiene monedas del país que visitó en sus vacaciones de verano y no ha tenido tiempo (ni ganas) de sacarlas.

Como podremos notar en los bolsos femeninos casi todo cabe, con la condición de que no manche y no huela demasiado.

Cada mujer se organiza diferente pero al menos uno de estos casos está presente en la mayor parte de los bolsos.

Y tú ¿qué llevas?

Ver Más…

Péinate para que parezca que no te has peinado ¡Consigue el look Bed Hair!

¡Al mal tiempo, buena moda! Descubre los modelitos más divertidos para la lluvia

Autor: Karina Santillan

Comparte esta noticia en

1 Comentario

  1. es verdad… la mujeres llevamos mil y una cosas jajajjajajaja

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *