La mejor dieta para adelgazar es controlar la ansiedad por comer

Las ganas de comer, y la manera como lo hacemos, son una costumbre que se acaba forjando en nuestra vida diaria en base a la conjugación de diversos factores, desde la genética al comportamiento familiar. Por eso, si tenemos problemas de desequilibrios a la hora de comer, debemos procurar tener a nuestro alcance técnicas de control que regulen nuestro comportamiento alimentario o dieta.

La verdad es que se ha demostrado como las costumbres dentro de una misma familia y la influencia externa tienen más fuerza que la genética. Debemos considerar que reaccionamos a distintos estímulos distintos al hambre que nos hacen engordar, y necesitamos conocerlos para poder dominarlos.
Aunque en general tenemos hambre por un efecto neurobiológico, es necesario tener en cuenta que existen otros estímulos, situaciones y conductas que nos impulsan a comer, aunque no tengamos hambre. Algunos de los más llamativos son no distinguir la sensación de hambre real de las ganas de comer que bien puede responder a un apetito desordenado, y el picoteo entre horas.

dieta-adelgazar

Estos problemas requieren un abordaje global, encaminado a que el paciente sea consciente de los estímulos que recibe, cómo le afectan y cómo es capaz de manejarlos o qué dificultades tiene para canalizarlos. Siempre hay que recordar que se come por estímulos internos como el estrés o la ansiedad, y externos, como picar cuando se prepara la comida o la cena.

En la psicología alimentaria hay técnicas que ayudan a cambiar los hábitos o las costumbres que conducen a comer más de la cuenta o a picotear de manera continuada, como la autoobsevación en un diario dietético, que permite descubrir el problema. Una vez identificado el problema, la nutricionista sugiere distintos planteamientos para el control de los diversos estímulos, como pararse a pensar porque queremos comer, sustituir los alimentos por otros más saciantes, y buscar estímulos positivos para cuando no comemos porque no debemos hacerlo.

Imágenes: otramedicina.imujer/jovenesnews

Autor: M Dolors Sesplugues

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *