Insomnio: consejos para volver a dormir bien

El insomnio es un trastorno del sueño que se ha convertido en un problema muy frecuente en la población del siglo XXI. Es importante crear buenos hábitos y empezar a realizar pequeños gestos que mejorarán tus horas de descanso. Si el te cuesta dormir por las noches y no consigues descansar bien, toma nota de los consejos que te contamos para combatir el insomnio.

Duerme sola

Si tienes problemas para conciliar el sueño y vives en pareja tal vez deberías considerar pasar una temporada durmiendo en otra cama. Sabemos que no es nada romántico, pero dormir abrazada a otra persona no es cómodo ni práctico y perjudica tu sueño. No sabes si a media noche te quitará la sábana o te despertarán sus movimientos.

La cama solo para dormir

Hay personas que prácticamente hacen vida sobre la cama: trabajan, leen, ven la televisión, etc. Si el cuerpo se acostumbra a estar siempre en la cama, te costará mucho más conciliar el sueño cuando te vayas a dormir.

Cena ligera

Este consejo sirve para muchas cosas, es la base fundamental de muchas dietas y, además, te ayudará dormir mejor. Evita las digestiones pesadas que son las causantes del insomnio y de descansar mal. Intenta cenar pronto y que pasen unas dos horas antes de irte a la cama, con la digestión hecha es más fácil conciliar el sueño.

Por supuesto, evita el alcohol, la cafeína y las bebidas energéticas ya que crean interrupción y menor profundidad del sueño. Puedes beber infusiones sin teína o leche caliente, te ayudarán a descansar mejor.

Horario

Procura fijar una hora para irte a dormir e intenta cumplirla a rajatabla. Es común que el insomnio proceda de no tener una rutina a la que nuestro cuerpo pueda acostumbrarse, intenta dormir las mismas horas todas las noches, tu cuerpo estará más relajado.

Sin tecnología

Está comprobado que las imágenes de las pantallas luminosas en la oscuridad excitan el cerebro y producen insomnio. Hay personas que se quedan dormidas con la tele encendida, pero la realidad es que el ruido y la luz parpadeante estimulan el cerebro e interfieren en el sueño.

Relajación

El insomnio viene dado, en muchas ocasiones, como una prolongación del estrés y las preocupaciones. Trasladar estos pensamientos negativos a la cama es la peor forma de conciliar el sueño, y más aún si no paramos de pensar que no podremos dormir ni descansar bien.

Escribe en un papel todo lo que te abruma y empieza a mentalizarte de que lidiarás con ello mañana, piensa en cosas positivas e imagina que estás en un sitio tranquilo y deja que tu mente fluya. Apaga las luces y déjate llevar. ¡Dulces sueños!

Consejos

  • Duerme totalmente a oscuras.
  • La temperatura ideal para descansar es de 18 grados.
  • Sin ruidos, usa tapones o música relajante para intentar contrarrestarlo.

Imágenes: Resveralife, HT Health, GIPHY

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *