Hábitos para mejorar la salud de tus huesos

Cuando hablamos de la salud de nuestros huesos, el debate se centra en la necesidad o no de ingerir calcio y en qué cantidad, lo que nos lleva irremediablemente al debate sobre el consumo de lácteos.

Quienes habitualmente me seguís, aquí en Nosotras.com, sabéis mi opinión al respecto. No soy muy partidario de la leche de vaca, debido a los cambios que su composición original sufre en el proceso de industrialización. No sólo en la elaboración del producto final para el consumidor, sino también en su origen, puesto que la alimentación masiva de reses no cumple desgraciadamente los requisitos saludables que podría cumplir. La leche embotellada que compramos en las superficies comerciales dista mucho de la leche natural que podría producir una vaca alimentada al aire libre en pastos saneados, y no en una cadena de producción de fábricas o granjas.

Así pues, nos estamos encontrando con numerosos casos de alergias e intolerancias hacia este producto. Por lo tanto, no creo que la solución para nuestros huesos sea tomar más o menos vasos de leche durante los periodos de vuestra vida en los que los huesos lo necesitan, que son, de un lado todas las fases del crecimiento, y del otro, la edad más madura, cuando el hueso pierde densidad.

Dejando a un lado estudios a favor de la leche y en contra, que para todos los gustos hay, reconozcamos la importancia del calcio en el desarrollo óseo y de nuestros dientes. Es a partir de los treinta años cuando se comienza a perder este elemento y comienza la amenaza de la osteoporosis.

Mi recomendación no es curar cuando comenzamos a tener pequeños accidentes o a sufrir fracturas, sino prevenir antes. Para que me entendáis es como ahorrar o construir una despensa para cuando llegue el frío.

Si durante la juventud presentamos buenos niveles de calcio en nuestra alimentación en general, e insisto, no sólo en la leche, ya que el calcio aparece en otro tipo de alimentos, tendremos menos problemas en la madurez.

huesos

¿Qué no tengo que hacer?

Es en este punto donde comienza la acción, eliminando lo negativo. Pues imaginaréis que desterrar la vida sedentaria como filosofía es un punto clave. Adiós al sofá, al ordenador y a todo lo que signifique pasar más horas sentado o tumbado que en movimiento.

Tampoco debo alimentarme mal. Apuesta por  los alimentos que contienen calcio. Por ejemplo, estos que te voy a apuntar. Inclúyelos en tu dieta, no esperes a los cincuenta: sardinas, garbanzos, espinacas, col, huevo, naranja, …y muchos más. Es cuestión de informarse y poner interés.

Ten en cuenta que en la osteoporosis, como en otras dolencias y enfermedades, intervienen factores hereditarios, así que tenemos que contribuir en la lucha contra la herencia genética cuando ésta es negativa.

Y ahora, anota estos consejos:

Practica deportes orientados al peso como la musculación, el senderismo o el baile.

  1. Controla tus niveles de vitamina D, necesaria para la absorción del calcio. Se encuentra en los pescados pequeños, en la mantequilla y los huevos.
  2. También vitamina K, presente en las verduras verdes; acelgas, brócoli, espinacas y lechuga.
  3. No abuses del café, puesto que la cafeína incrementa la deposición del calcio en la orina y así, el riesgo de sufrir fracturas.
  4. Dí no a los refrescos. Varios estudios los relacionan con un desequilibrio entre los niveles de fósforo y calcio en el cuerpo.
  5. Come menos carne. En la digestión de las proteínas se liberan ácidos que se neutralizan utilizando en parte el calcio de los huesos.
  6. Y, por supuesto, recibe cuidados quiroprácticos.

ata poouramini 3

Ata Pouramini es autor del libro “Tú eres tu medicina” y “El gato persa que quería comer caviar”.Es orientador en salud, experto en nutrición y uno de los quiroprácticos más reconocidos . Tiene en Valencia una de las consultas más importantes del mundo. Estudió Nutrición en la Oxford Brooks University, es Licenciado en Ciencias Humanas, Master en Ciencias Quiroprácticas, Doctor en Quiropráctica  y miembro de la Asociación Española de Quiropráctica. 

 

Autor: Ata Pouramini

atprm!6336

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *