Mobile porn - Watch porn - free porn - porn - free porn - Porn Movies - HD Sex Porn - HD Sex Porn

Estenosis espinal: qué es y cómo tratarla

A veces el dolor de espalda esconde lesiones más graves que pueden pillarnos desprevenidos. Por su reincidencia estamos acostumbrados, quien más , quien menos, a tener molestias, a sufrir contracturas musculares, dolores lumbares por malas posturas y todo tipo de síntomas relacionados con afecciones leves Por este motivo a veces dejamos pasar algunos problemas a los que deberíamos prestar mayor atención.

En el caso de la estenosis espinal puede ocurrir precisamente esto, que sus síntomas – si el dolor no es muy agudo – se confundan con los de una lumbalgia o ciática. La persona a la que se da este diagnóstico siente dolor de cuello o espalda, calambres en las extremidades , entumecimiento y debilidad en las zonas afectadas. En algunos casos también se ve afectada por dolores de cabeza de diferente intensidad.El motivo no es otro que el estrechamiento del canal de la columna, lo que comprime la médula espinal y las raíces nerviosas. Este pinzamiento provoca los síntomas anteriormente descritos y que pueden coincidir con los de las contracturas, por ejemplo.

Según la zona en la que se produzca, en las cervicales o en las lumbares, recibirá dicho nombre: estenosis cervical y estenosis lumbar, aunque el nombre genérico que recibe es el de estenosis espinal.Afecta más a personas de mayor edad, sobre todo partir de los 50 años, puesto que se relaciona con la artritis , aunque accidentes de tráfico u otras lesiones de impacto pueden provocar que aparezca en  jóvenes. Lo importante es la celeridad en el diagnóstico para poder iniciar un tratamiento lo antes posible.

Una vez descartadas las dolencias de espalda habituales antes mencionadas y si el dolor persiste, el especialista deberá solicitar las pruebas diagnósticas pertinentes, que van desde la radiografía tradicional hasta la más modernas tomografías, pasando por la resonancia magnética.

A partir de los resultados obtenidos y según el mayor o menor estrechamiento del canal se impondrá un tratamiento que abarque la medicina regenerativa y diferentes técnicas de rehabilitación, entre ellas la quiropráctica. El paciente no debe automedicarse. En caso de dolor debe solicitar la correspondiente prescripción médica.

Ata Pouramini es director de Quiropractic Valencia y autor del libro “Tú eres tu medicinaEs orientador en salud, experto en nutrición y uno de los quiroprácticos más reconocidos . Estudió Nutrición en la Oxford Brooks University, es Licenciado en Ciencias Humanas, Master en Ciencias Quiroprácticas, Doctor en Quiropráctica  y miembro de la Asociación Española de Quiropráctica. 

  • Escribe un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *