Dejar de fumar sin ganar kilos ¿Cómo?

Uno de los temores más frecuentes a la hora de dejar de fumar es a engordar unos cuantos kilos. Nosotras te damos una serie de consejos para que la falta de nicotina no arruine tu línea ¡Ánimo!

“Cuando dejas de fumar, engordas”. Esta es una creencia muy exendida en la sociedad, pero lo cierto es que no hay una relación directa entre el tabaco y el peso. Puede influir que dejar de fumar genere ansiedad en la persona y ésta le haga comer más, pero la ansiedad también puede provocar el efecto contrario y que la persona pierda el apetito.

Hay que tener en cuenta que el tabaco influye en el funcionamiento natural del organismo y las personas que fuman consumen 250 calorías diarias más que una persona no fumadora, así que al dejar de fumar, el cuerpo vuelve a su funcionamiento natural y puede aumentar de peso.

Sea por ansiedad o por cuestión metabólica si es cierto que al dejar de fumar la persona puede aumentar de peso. Si no quieres ganar kilos al desprenderte del hábito de los cigarrillos lo más recomendable es que te limites a 3 comidas diarias, no picar entre horas y hagas algo de ejercicio para compensar (y también te ayudará a rebajar la ansiedad).

Si quieres conocer más detalles acerca de cómo no engordar si dejas de fumar, consulta el siguiente enlace ¡Ánimo!

Imagen de “Mad Men”

Autor: Carmen Lopez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *