Elementos de tu día a día que empeoran tu salud

En nuestro día a día, las personas seguimos determinados hábitos que nos hacen un flaco favor en lo que a salud se refiere. Puedes tener suerte, amor, familia o un trabajo maravilloso. Nada de ello tiene sentido si nos falla la salud. Es por ello que aprovechamos para recordar aquellas pequeñas cosas de nuestro día a día que empeoran, consciente o inconscientemente, nuestra salud.

 

 

Aspectos diarios que deberíamos cambiar:

  • Abusar del azúcar. Podemos tomar azúcar, pero siempre en pequeñas cantidades  y cuando sea estrictamente necesario. Si puedes, cámbialo por la sacarina, al menos cuando tomes té y el café.
  • Abusar de la cafeína. No se puede erradicar una costumbre cafetera desde hace años en un momento, pero sí podemos ponernos a tono e intentar reducir su consumo. Abusar, de lo que sea,  siempre es malo para tu bienestar.
  • No practicar ejercicio. Seguir una vida sedentaria acompañada de una dieta poco recomendable, no sólo nos hará ganar peso sino que nos provocará serios problemas de salud.
  • No dejar el tabaco. No hay discusión. Fumar mata, y si lo haces cada día, aunque sea un poco, tarde o temprano tendrás problemas de salud.
  • Pedir comida rápida constantemente. A todos nos gusta una buena pizza, comer hamburguesas o pedir fast food los fines de semana. Debemos ser consciente de lo que ingerimos y cada cuánto lo hacemos. Si todos los días celebramos la fiesta del colesterol en nuestro hogar, tenemos muchas posibilidades de sufrir problemas de salud en un futuro inmediato.
  • Pasar de la fruta. Como todo en esta vida, hay cosas para las que hay que obligarse. Una de ellas es la fruta. Empieza por introducirla en el desayuno, en la merienda o después de comer. Debemos acostumbrarnos a que forme parte de nuestra dieta. No ingerir fruta es directamente nocivo para nuestro bienestar.
  • Descansar mal. Si te metes en la cama con el móvil, si cada día te acuestas a una hora, si apagas cien veces el despertador… Tu salud te necesita descansada y fuerte, no dormida todo el día.

Imágenes: Pinterest 

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *