Cómo incorporar la fruta a tu dieta y ganar en salud

Si quieres estar más sana y que eso se refleje por fuera en todo lo que haces a lo largo del día, entonces debes comer mejor. No hay otra máxima, la alimentación es muy importante y eso es algo que no puedes dejar atrás. Verduras, carnes a la plancha, proteínas, hidratos de carbono… y frutas. No puedes dejar a un lado la fruta para comer cada día, y si no sabes cómo incorporarla a tu dieta, te damos una serie de ideas para que ganes en salud a golpe de sabor.

 

 

  • Una manzana en el desayuno. Si no eres capaz de comer más de una pieza de fruta al día, te recomendamos que lo hagas a primera hora y así ‘te lo quites de encima’. Y que sea una manzana, porque ya sabes lo que dicen: ‘One apple a day keeps the doctor away’, lo que quiere decir que si te comes una manzana todos los días tu salud será de hierro y no tendrás que acudir a tu médico. Cómetela junto a un té o café y acompáñala de pavo sin grasa.
  • En ensalada. Si no te gusta nada, pero nada la fruta pero sabes que debes comerla, puedes ‘esconderla’ en la comida, sobre todo en tus platos principales. Te recomendamos que lo hagas en la ensalada, donde una naranja o una pera pueden confundirse con el tomate, la lechuga, la cebolla o el atún. Pártelo en trozos pequeños para que sea menos dramático.
  • Con yogur. Otra buena manera de comer fruta es hacerlo al final del día. No es demasiado recomendable porque suele tener azúcar, pero si es la única manera de que lo hagas, bienvenido sea. Coge un bol y echa uno o dos yogures naturales, incorpora un plátano en “pedacitos” y también nueces. La mezcla te encantará.

Imágenes: Pinterest 

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *