¿Cómo combatir la migraña de forma eficaz?

Aunque en cuestiones de salud queda descartada la guerra de sexos, no me queda más remedio que reconocer que en el asunto de la migraña, las mujeres salís perdiendo en una proporción de 1 a 4. Me explico: por cada hombre que tiene migraña, cuatro mujeres la padecen. Y parece que se van aclarando algunas de las causas que antes eran desconocidas.

Una es la relación entre menstruación y dolor de cabeza, y también de espalda y otro tipo de molestias reflejas que son producto de la inflamación del útero durante los días de sangrado y los previos. Si tenemos en cuenta que estas mini contracciones uterinas se producen una vez al mes, resulta lógica la proporción antes mencionada.

Asimismo, recientes estudios han encontrado causas hereditarias y, por lo tanto, genéticas en este tipo de cefaleas. Otra aportación nos remite a los alimentos y a la histamina, presente en todos los de consumo diario. Según los estudios realizados para determinar las causas de la migraña, las mujeres no metabolizan correctamente dicha molécula, lo que les provoca dolores de cabeza.

Frustrated woman with a headache

Sea cual sea la causa, lo cierto es que la migraña inmoviliza y en muchos casos se convierte en un mal crónico que nos hace la vida muy difícil. Es motivo común de baja laboral y no se encuentran remedios eficaces, en determinados pacientes, que pongan a fin a lo que para muchos es todo un suplicio.

Mi recomendación es no poner todo nuestro futuro en manos de los tratamientos antiinflamatorios y analgésicos. Lo primero será determinar el origen de nuestro dolor, más allá de las tres grandes causas antes explicadas.Por mi experiencia en el tratamiento con mis pacientes, puedo decir que existen dos elementos que desestabilizan y que suelen estar en la raíz del dolor: los problemas emocionales y las lesiones cervicales.

Los desequilibrios nerviosos deben tratarse de forma integral, según había comentado en otros artículos: ejercicio, meditación, alimentación sana, relaciones positivas. En definitiva, salud integral y autoconocimiento, todo un reto.

Las lesiones cervicales, una epidemia hoy en día por el uso masivo y abusivo de ordenadores, necesitan educación de las posturas, restricción del tiempo que les dedicamos y calentamiento de los músculos implicados. Os recomiendo yoga y pilates y, por supuesto, dormir, como siempre digo, una hora más de lo necesario.

En cuanto a la comida, os pido que , cuando os duela la cabeza, evitéis las grasas y los azúcares, el café negro, las harinas refinadas y el chocolate. Por supuesto, nada de tabaco o alcohol. Pero -y creo que es la mejor recomendación que os puedo dar- evitar, en la medida de lo posible, las situaciones y las personas que nos provocan estrés. Siempre, cuidados quiroprácticos y silencio.

Ata PouraminiAta Pouramini es autor del libro “Tú eres tu medicina”. Es Doctor en Quiropráctica y posee en Valencia una de las consultas más importantes del mundo . Licenciado en Ciencias Humanas, es experto en nutrición y orientador en salud

 

 

 

 Imágenes: angelesnotarios/belelu

 

Autor: Ata Pouramini

atprm!6336

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *