Alimentos que te ayudan a concentrarte

A lo largo de la jornada laboral muchas veces se siente la necesidad de hacer un descanso porque se nota que el cerebro ya no responde y que se está cansada, aunque sólo hayan pasado unas horas. Para que esto no suceda, hay seis alimentos que te ayudan a mantenerte bien alerta

Cuidar la alimentación es fundamental no sólo para estar sano, sino también para que el cerebro funcione correctamente y no sucedan estos episodios de pérdida de concentración y de memoria que, además, hacen que se coma de más y, sobre todo, alimentos nada aconsejables como dulces y bollería industrial o chips porque dan un aporte rápido de energía, que desaparece rápidamente y que favorece que se vuelva a comer y que se cojan kilos de más.

Un proceso que puede evitarse con tan sólo introducir de forma habitual en la dieta seis alimentos naturales que ayudan a mantener la concentración y la atención en el trabajo y fuera de él. Además, la ventaja es que estos alimentos presentan otra serie de beneficios adicionales para el organismo.

Dentro de estos alimentos está la harina de avena o la avena, pero la natural que puedes comprar en herboristerías y que no esté procesada industrialmente. Puedes tomarla en el desayuno mezclada, por ejemplo, con bayas frescas o congeladas o frutos rojos, pero sin añadir azúcar. Además, si la tomas, notarás que tienes menos hambre durante el resto del día porque tiene un efecto saciante. Y no temas engordar: es baja en calorías.

Otro de los alimentos que hay que incorporar son los arándanos, que mejoran la memoria porque activan las enzimas protectoras del cerebro. De hecho, hay investigaciones que han demostrado que ayudan a la función de memoria a largo plazo, aparte de contribuir a prevenir algunas enfermedades como el Parkinson. Además, son ricos en antioxidantes. Por ejemplo, puedes tomarlos como tentempié a mitad de mañana o tarde o bien como postre o en el desayuno con la avena. Y, una vez más, olvídate de añadir azúcar.

El salmón también ayuda a mantener la concentración por su contenido en Omega 3, que es clave para favorecer la concentración y mejorar la función cerebral. Aparte, tiene otros beneficios adicionales para el organismo al ayudar a reducir el riesgo de enfermedad cardíaca. También está recomendado en los casos de depresión porque levanta el ánimo.

Otro de los alimentos a ingerir es el aguacate, cuyas grasas saludables ayudan en el funcionamiento del cerebro, aparte de contribuir a elevar la capacidad de concentración. Entre sus beneficios, se halla el hecho de favorecer la absorción de otros nutrientes, así como su riqueza en antioxidantes, lo que contribuye a la prevención del envejecimiento, el cáncer y las enfermedades del corazón.

Y, otro de los grandes aliados del cerebro, es el té verde. Una taza al día te aportará el impulso de cafeína que el cuerpo precisa para concentrarse. Además, ayuda a que te sientas saciado y tampoco tiene calorías. Eso sí, no le añadas azúcar porque entonces las tendrá.

El círculo alimentario se cierra con el chocolote negro, que es un estimulante natural por excelencia. Con su ingesta, aparte de satisfacer el deseo de azúcar, podrás mantener la concentración. Su gran ventaja es que este chocolate tiene un estimulante natural que es muy similar a la cafeína, facilitando así el mantenimiento de la atención y concentración. Pero tampoco abuses. Tan sólo es preciso consumir un pequeño trocito para notar sus efectos. Y, mejor, si lo eliges sin azúcar para no engordar y no sentirte culpable por comerlo.

Autor: Eva Sereno

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *