Qué meter en tu bolsa para la montaña

Cuando llega el buen tiempo, las altas temperaturas y tenemos unos días para escaparnos, para las amantes de la aventura el destino es claro: unos días en la montaña quitan todo el estrés y las penas vividas con dureza durante el año. Un viaje hacia la naturaleza hace que nos sintamos mucho mejor con Nosotras mismas, y sobre todo en paz en todo momento. Por ello, somos muchas las que deseamos acudir a un lugar en el que los senderos, los caminos, las montañas, valles y lagos sean los auténticos protagonistas. Por ello, justo antes de ir surge la duda como en cada viaje que emprendemos, ¿qué llevamos en la maleta

En este caso, lo más probable es que sea una bolsa de viaje, puesto que el tiempo de permanencia suele ser más reducido. Y además, no necesitaremos una legión de zapatos de distintas alturas, o modelitos varios. Puede que ni siquiera usemos maquillaje durante esos días, con el fin de relajarnos del todo, de que respiren nuestro alma y nuestra piel, y que consigamos sentirnos perfectamente bien en todo momento.

Por lo tanto, el equipaje será de otra manera que si nos dirigiésemos a otro destino vacacional. Para empezar, desde luego necesitaremos ropa cómoda y precisa para las actividades que vayamos a realizar. Recuerda que la montaña no te juzga, y por tanto no necesitamos llevar nuestras mejores galas. La comodidad y profesionalidad deben ser dos de nuestras máximas. Utilizar la ropa adecuada es necesario para que después no lamentemos estar empapadas, por ejemplo. Con el calzado ocurre más de lo mismo, dependiendo de la zona geográfica o las actividades que vayamos a llevar a cabo, así deben ser los zapatos y calcetines que debemos meter en nuestra bolsa. Por lo demás, lo de siempre, artículos de higiene y lencería, y muchas ganas de disfrutar.

Imagen: Camdelito

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *