Los pendientes que conquistan al mundo se fabrican en España

La joyería española está invadiendo los looks de mujeres de todo el mundo, algunas firmas se están convirtiendo en un boom gracias a sus pendientes de grandes proporciones. Una moda ochentera que ha invadido la moda y de la que han nacido multitud de nuevas marcas españolas que han decidido apostar por estos accesorios atrevidos y especiales.

En pequeños talleres de Murcia, Almería, Biblao, Madid o Barcelona están naciendo piezas únicas que lejos de ser discretas están sustituyendo el minimalismo que tantos años ha regido en el sector de la joyería. Y aunque estas firmas también trabajan con otro tipo de piezas, los pendientes especiales las unen en el camino del éxito.

Mrlaspiur: Se caracteriza por pendientes coloridos impresos en 3D. “Los producimos con un polímero vegetal llamado PLA que además es biodegradable y los hace ultraligeros”, explica su diseñadora, María Romero. Una firma que nació en el verano de 2017 y que fusiona arte y tecnología. Sus piezas cuestan entre 15 y 25 € dependiendo del modelo.

Levens: Es una firma que hace sus pendientes de cerámica y a mano, no hay dos iguales. Hace un año que Mar del Hoyo fundó de forma casual su marca, que a día de hoy envía a Estados Unidos, Gran Bretaña o Canadá y sus joyas están en tiendas físicas alrededor del mundo, como en Hawái o Taiwán. Cada par ronda los 50€.

Biruta: Pendientes de madera artesanales. Se diseñan y se crean en Murcia, donde también se venden en tres tiendas físicas y a través de Etsy, “creemos que es el complemento femenino más favorecedor” afirman sus creadores, Mati y Sergio. Sus piezas van desde los 20 a los 28€.

Après Ski: Piezas de acetato de inspiración étnica, además de otras joyas. La firma nació en 2009 pero en sus últimas colecciones han triunfado los pendientes XL, “nuestras joyas son una versión actual de la joyería étnica del Sahara y Costa de Marfil, de las cruces de Tuareg y otras piezas étnicas” explica Lucía Vergara, la diseñadora que fundó la marca. El precio de sus joyas cuestan unos 60€ de media.

Lausett: Maxipendientes hechos a mano, de colores y con formas geométricas o de animales. Fundada por Laura Pérez Vega en el verano de 2016 y en apenas un año ha vendido casi 2.000 pares de pendientes. La clave de sus diseños es la comodidad y la ligereza, gracias a eso han conseguido llegar a Estados Unidos, Inglaterra, Alemania o Francia. Los precios van desde 25 a 55€.

 

Fuente: S Moda

Imágenes: S Moda

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *