Misión piernas sexys: Eliminar la grasa interior de los muslos

Aprende a deshacerte de la grasa interior de las piernas

Para muchas mujeres, la celulitis no es el único problema que salta a la vista cada vez que toca enfundarse un pantalón ajustado. Además de una curba prominente en el exterior de sus muslos, muchas asisten a otra cruda realidad: el exceso de grasa en su parte interior. Algo que sin duda podría eliminarse con cirugía, pero que en tiempos de crisis (o pánico a los quirófanos), puede alejarse de nuestro alcance. Por eso, si no disponéis de tiempo o dinero, y aún así queráis despediros de esas antiestéticas líneas, seguid leyendo porque este artículo es para vosotras.

Lucir un culotte como toca -o simplemente hacer que no se marque en exceso el inicio de nuestros muslos- exige fuerza de voluntad, perseverancia y algo de tiempo. Cuando se da un exceso de grasa en esa zona tan específica, debemos saber que parte de ella ya estará incrustada, por lo que el sacrificio necesario para su eradicación será doble.

Aun así, si aún seguís decididos a presumir de unas sexys al más puro estilo Gisele Bündchen, no os perdáis nuestra oferta de soluciones y empezad a planificar lo que se convertirá en vuestro calendario de entrenamiento.

En realidad, para nuestras siguientes recomendaciones sólo se requieren unos cuantos minutos diarios. Eso sí, de carácter imperativo y sin posibilidad de renuncia o abandono. ¿Preparados para notar el antes y el después? ¡Allá vamos!

Paso número 1. Si somos personas con sobrepeso o nos acercamos a él, resulta casi imprescindible hacer un poco de dieta. No se busca algo drástico, pero sí bajar unos pocos quilos. ¿La propuesta? La clásica: algo de dieta (baja ingesta de y azúcares y alta en fibras y verduras), los religiosos 1,5-2 litros de agua y algo de ejercicio.

Paso número 2. Ejercicios. La mayoría de los cuales se pueden realizar en casa, con lo que aquí pocas excusas bastan. Al principio se sufrirá, pero poco a poco notaremos los resultados.

  • Ejercicio A. Estirados al suelo de lado, doblar la pierna exterior y estirar la interior. Luego, levantar rápidamente ésta última hasta cierta altura, y volverla a bajar sin tocar el suelo muy lentamente. ¿No lo veis claro? Observad a Adrian Bryant. Lo ideal es realizar este ejercicio como mínimo una vez al día, durante unos 4-5 minutos. A medida que os sea más fácil, podéis aumentar el tiempo o la intensidad, y hasta ataros pesas a los pies para reforzar el trabajo.
  • Ejercicio B. Para éste, simplemente necesitaréis algun objeto de peso. Algo que podáis arrastrar con las piernas, ejercitando así su parte interior. Para unos resultados visibles, será necesario empujar el peso de 40 a 100 metros, más de una vez al día y tres días a la semana. ¿Lo mejor? Hacerlo sentados en una silla.
  • Ejercicio C. Si estamos inscritos en algún gimnasio, lo mejor será aprovechar las cintas. Así, sólo necesitamos atar nuestro pie a la cinta y ejercer la fuerza necesaria para devolver la pierna a nuestro cuerpo y desengancharla. Adrian Bryant nos lo enseña de nuevo aquí. Lo mejor son 4-6 series de 8 a 20 repeticiones, más de dos veces por semana.

Ah, e intenta caminar rápido siempre que puedas. Así, siempre quemarás más respecto a cuanto se consigue caminando lentamente. ¡Esperamos que os sirvan nuestros consejos!

Imágenes: Now Loss.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Copy Protected by Chetans WP-Copyprotect.
Macbook Pro
* Intel Core i7 (3.8GHz, 6MB cache)
* Retina Display (2880 x 1880 px)
* NVIDIA GeForce GT 750M (Iris)
* 802.11ac Wi-Fi and Bluetooth 4.0
* Thunderbolt 2 (up to 20Gb/s)
* Faster All-Flash Storage (X1)
* Long Lasting Battery (9 hours)