Cirugía estética: ¿Cómo reclamar una operación no satisfactoria?

Son muchas las noticias que aparecen en los medios de comunicación en torno a la cirugía estética y no pocas de ellas las que hablan de personas cuyo aspecto físico ha quedado malogrado en este tipo de intervención. ¿Qué se puede hacer en estos casos? ¿Existen herramientas legales para denunciar una mala praxis médica en el campo de la cirugía estética?

Desde luego que la ley contempla estos supuestos, pero desde un punto de vista particular, puesto que considera este campo de la medicina como de carácter satisfactivo, no curativo. Es decir, que no pretende curar una enfermedad, sino satisfacer un deseo personal, una demanda subjetiva de belleza.

Sin embargo el Tribunal Supremo ha determinado en numerosas sentencias, entre ellas una muy reciente, que la cirugía estética es una intervención de medios, no de resultados. Es decir, los médicos tienen la obligación de suministrar todos los medios y poner al alcance del paciente todos los recursos necesarios para obtener un buen resultado, siendo imposible garantizar el mismo, al no tratarse de una ciencia exacta y existir riesgos asumidos por el paciente.

cirugia_estetica

Estos riesgos son los que se recogen en el documento que se llama ‘Consentimiento Informado’ y que la persona que se va a someter a la operación tiene que firmar antes de entrar a quirófano. En este papel se exponen las posibles complicaciones y riesgos más comunes, pero no se incluyen posibles imprevistos como el que daba lugar a la mencionada sentencia del Tribunal Supremo.

El Alto Tribunal fallaba en contra de una demandante a la que, tras una operación de aumento de mama, se le había producido una lesión ahora conocida como “doble burbuja”, pero que en el momento de realizarse la intervención no estaba tipificada como tal. La sentencia exime por este motivo al cirujano y a la clínica al entender que pese a no recogerse textualmente dicha complicación, sí era subsumible en otros riesgos que se recogían en el consentimiento informado. La pregunta es qué ocurre cuando el resultado no es el que se nos había prometido.

cirugia estetica

A la hora de interponer una demanda, se tendrá que probar que existe una promesa concreta de obtener un resultado concreto. Y se tendrán que aportar pruebas. No basta con que el paciente no esté conforme con el resultado, salvo en aquellos supuestos en que exista mala praxis, en los cuales siempre se podrá reclamar, como explico a continuación.

Por otro lado, puede darse el caso, no ya de una promesa incumplida o de unas expectativas fracasadas. Puede ocurrir que nos encontremos ante un suceso de mala praxis profesional. Es decir, que el médico haya realizado mal su trabajo, poniendo en peligro la salud del paciente.

 Si así ha ocurrido, la reclamación puede ser por lo civil o por lo penal. En las primeras, sólo se tiene derecho a una indemnización, mientras que en un proceso penal, el cirujano podría llegar a ser inhabilitado e incluso condenado a una cumplir una pena de prisión.

 LE_MORNE_040-200x300

Alejandra García es abogada experta en derecho civil en http://lemornebrabant.com. Valencia- Alicante – Madrid

Imágenes: Pinterest

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *