El encanto de las bodas de invierno

Cuando pensamos en la celebración de una boda, siempre tenemos en cuenta tipos de enlaces donde las novias llevan  livianos vestidos de tirantes, con bucólicas puestas de sol en verano o primavera, cuando los campos están verdes y hace una temperatura exquisita que no invita al abrigo. Pero, ¿qué pasa con esas personas que quieren celebrar su boda en pleno invierno? Existen muchas ventajas de celebrar un enlace matrimonial con su correspondiente banquete y fiesta en la época invernal y además, tienen mucho encanto. Te decimos porqué.

  • Presupuesto. Sí, lo primero de todo es que de forma más o menos normal, una boda fuera de temporada reduce mucho el presupuesto a la hora de prepararla. Si no cuentas con una situación boyante pero quieres celebrar un buen banquete con su correspondiente fiesta, puedes hacerlo en invierno y además ahorrarás.
  • Encanto de Navidad. Los últimos meses del año, cuando se hace de noche más pronto y el frío aprieta el encanto de Navidad luce por todas partes. Nada más lindo para una boda invernal que unas luces de navidad o adornos de este estilo para unas fotos únicas.
  • Diferencia. Si todas las bodas a las que has ido últimamente te parecen exactamente iguales, es porque se celebran en los mismos lugares y con los mismos estilos. Una boda de invierno no es nada convencional, y aunque obliga a ir más abrigados, también es diferente y marca un antes y un después.
  • Estilo. Una novia de invierno puede jugar con complementos como un abrigo a juego con el vestido, un traje con manga larga, una estola, guantes… El estilo de una boda de invierno es totalmente diferente y con muchas más posibilidades en cuestión de complementos y accesorios de lo que permite una boda en verano o en primavera. ¿Te atreverías?

Imágenes: Pinterest 

Autor: Marta Marciel

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *