Velas de masaje: hidratantes y afrodisíacas

Con la llegada del frío necesitamos alguna sesión de relajación…Y es que, ¿a quién no le gusta un buen masaje? El momento de mimarnos también puede ser un momento para compartir en pareja e incluso empezar algunos juegos. Hace ya un tiempo distintas marcas venden velas de masaje y su modo de empleo es muy fácil: Se usan como una vela de cera convencional, pero después de tenerla encendida durante una hora, la vela tiene, en vez de cera derretida, un aceite tibio de masaje. Puede parecer un artículo erótico así a primera vista, pero también nos puede servir como crema hidratante natural para pieles secas.

velas_de_masaje

Aunque la usemos acabando de apagar la mecha, nunca nos va a quemar. Lo ideal sería probar nosotras el aceite con la mano, para no quemar zonas sensibles de nuestro cuerpo ni quemar a nuestra pareja. Muchas de las velas que hay en el mercado vienen con un aplicador en forma de cuchara o espátula para facilitar la aplicación si nos da mucho reparo a la hora de tocar el aceite directamente de la vela, pero estas herramientas no sirven de mucho si tenemos en cuenta que con poco producto ya tendremos suficiente. Daremos el toque perfecto si lo aplicamos en círculos sobre nuestra piel o la de nuestra pareja.

A parte de crear un muy buen ambiente si estamos en pareja, hay distintos olores desde olores más fuertes como lavanda, granada, vainilla hasta olores más suaves como el jazmín, rosa  y aceite de coco a escoger a gustos de cada una.

Los aceites de la vela de masaje, a parte de ser un nuevo elemento de los juegos en pareja, llevan 100% de aceites naturales y no tienen base acuosa, así que no estaremos pegajosas, como sí podría pasar con el lubricante y si tenemos la piel seca nos va a dar una hidratación duradera.

Imágenes: Centro Belle,Youtube

 

 

Autor: Laia Iñiguez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *