Trucos fáciles para cuidar tu belleza

Belleza

Maquillaje, cuidado de la piel y el cabello, controlar la celulitis. Son muchos los cuidados necesarios para mantenerse perfecta en todo momento. Si no quieres pasar horas con complicados tratamientos de belleza te ofrecemos trucos fáciles y rápidos. Para que tu cuerpo este preparado ante la llegada del verano y ningún detalle pase desapercibido.

Cuidado de la piel
La piel es una de las partes de nuestro cuerpo que necesita mayores cuidados, sobre todo en verano. Recuerda que una piel sana se refleja en una piel bonita.

Eliminar manchas de la cara: Si deseas eliminar una manchita roja o un granito lo que debes hacer es aplicarte un poquito de colirio de los ojos cada diez minutos durante una hora. En cambio, si las manchas son oscuras tu mejor aliado es el limón, cuyos resultados verás aplicando su zumo sobre las manchas dos o tres veces al día. También puedes aplicar el zumo del limón con un algodón nada más levantarte, después de lavarte la cara con agua fría. El limón también te será útil si quieres aclarar las pecas Otro truco, un poco más elaborado, para combatir las manchas de la cara es cortar láminas finas de cebolla y dejarlas con zumo de limón en un plato durante diez minutos. Pasado ese tiempo hay que aplicar sobre las manchas el líquido resultante y dejarlo actuar durante quince minutos.

Limpieza de cuerpo y cara: ¿Quieres una cara limpia y sin puntos negros? Pues es tan fácil como lavarte la cara con una aspirina disuelta en agua tibia. Exfoliar el cuerpo es más sencillo de lo que piensas. Añadiendo una cucharada sopera de azúcar a tu crema hidratante y frotando con la mezcla haciendo pequeños círculos conseguirás eliminar las células muertas. La sal también tiene el mismo efecto, pero en este caso la mezcla se elabora con sal gorda y aceite de oliva o romero. Una mezcla que purificara y limpiara la piel de tu cuerpo, pero que no debes utilizar en la cara ya que la sal gorda podría dañar tu cutis. Las plantas y frutas también han demostrado sus beneficios en el cuidado de la piel. Abre una hoja de aloe vera, ponla sobre la piel y déjala actuar. Conseguirás combatir las irritaciones y las quemaduras que el sol puede producir en tu piel. En el caso de que tengas la piel seca coge una corteza de mango y pasa su reverso por la piel del rostro. Aclarando con agua tibia conseguirás una piel excepcionalmente suave.

Reduce las antiestéticas estrías: Partiendo de la base de que una vez han aparecido las estrías son muy difíciles de eliminar te proponemos dos cremas caseras para reducirlas. Coge la cáscara de cinco remolachas moradas, las de cinco duraznos y el corazón de una zanahoria. Se licua todo junto y se aplica sobre las estrías blancas.  Otros productos eficaces para atenuar las estrías  son el aceite de almendras, aplicado después de la ducha, el aceite de rosa mosqueta, utilizado una vez al día, y el gel de aloe vera, que hará mayor efecto si te lo aplicas cuando vayas a dormir.

Combate la celulitis en casa: El café es protagonista en muchos los trucos caseros para combatir la celulitis. Coge granos o posos de café y frótalos en las zonas afectadas.
Depilación sin dolor ni irritación: Para evitar los antiestéticos puntitos rojos y la molesta irritación que provoca la depilación, ponte crema o loción contra las quemaduras. Además, si la depilación es un suplicio para ti a causa del dolor combátelo tomándote una aspirina una hora antes de depilarte. Depilarte el labio superior con cera sin dolor es sencillo si te aplicas hielo por encima de la cera y tiras. Notarás menos dolor, no quedan pegotes de cera y el pelo desaparecerá más fácilmente.

Cabello brillante e hidratado
Pelo brillante: ¿A quién no le gusta tener un pelo brillante que refleje los rayos del sol? Pues sólo tienes que escoger alguno de los muchos trucos que existen. Al finalizar el lavado puedes aplicarte una cucharada de cerveza al último aclarado o también el líquido que producirán unas cuantas hojas de perejil a hervir. También hay trucos más preparados. Machaca un plátano maduro y mézclalo con una cucharada de aceite de almendras. Aplica esta mezcla sobre el cabello seco y déjala actuar durante quince minutos. Otro truco efectivo es hacer un puré con un aguacate machacándolo con un tenedor. Aplicar la mezcla sobre el cabello y dejarla actuar cuarenta y cinco minutos. Después lavar con agua y champú y conseguirás un brillo natural en tu cabello.

Reflejos naturales: Para conseguir unos sutiles reflejos de color en tu cabello puedes utilizar infusiones. Aplicar una infusión de té rojo en el último aclarado dará a tu cabello brillos rojizos y, si apuestas por el rubio, es tan fácil como aplicar una infusión de manzanilla. Con un poco de constancia conseguirás unos bonitos reflejos gracias a productos naturales.
Evita la caída del cabello: Si la caída del cabello se ha convertido en una preocupación para ti también tienes soluciones naturales y caseras. Lávate el pelo con abundante agua en al que hayas hervido, durante bastante tiempo, berros. Otro remedio es frotar el cuero cabelludo con sal marina, antes de cada lavado, y después cepíllate el pelo.

Mantén tus rizos perfectos en verano: Para mantener los rizos intactos pon en un vaporizador cuatro partes de agua y una de crema hidratante, y vaporiza la mezcla en tu cabello tanto en la playa como en la piscina.

Pies preparados para el verano

El verano es el momento en el que los pies cobran el mayor protagonismo. Sandalias de impresión, manicura y unos cuidados básicos para que tus pies pasen con nota esta temporada.
Pies frescos: Para mantener tus pies frescos y neutralizar el olor haz una mezcla con una cucharada de aceite de oliva, una de azúcar y una de hojas de menta machadas. Lávate los pies con agua caliente, frótalos con la mezcla y sécalos con un paño caliente.

Pies suaves: La suavidad de los pies es uno de los puntos clave en su cuidado. Para conseguir un tacto sedoso mezcla por un lado media taza de sal gorda con un tercio de aceite de oliva. En otro recipiente calienta un litro de leche entera. Introduce los pies en la leche durante diez minutos, retíralos, lávalos y frótalos con sal gorda y aceite de oliva. Al final bastará con aplicar una crema hidratante y ponerse unos calcetines de lana mientras se absorbe la crema.

Acaba con las durezas: Para eliminar las durezas que se producen en los pies coge una cebolla y pártela por la mitad. Hazle un agujero en el centro y rellénala de sal, dejándola reposar unas horas. Después frota la mezcla resultante, con un algodón, en las durezas.

Manos y uñas

Manos secas: Para tener unas manos suaves y combatir la sequedad prueba aplicándote una pomada casera hecha con diez gramos de vaselina y cinco o diez gotas de zumo de limón. También puedes ponerte unas gotas de aceite de oliva en las manos antes de lavar los platos. Ponte encima los guantes de goma y lava con agua bastante caliente. Al sacarte los guantes las manos estarán suaves e hidratadas.

Crema de manos casera: Una sencilla manera de hacer tu propia crema de manos es hirviendo cien gramos de salvado con una manzana troceada y colar el resultado.

Elimina las manchas: El tabaco, los productos químicos o los pintauñas pueden producir manchas amarillentas en tus uñas. Acaba con ellas frotándolas con vinagre de vino blanco o con zumo de limón.