¿No tienes una piel perfecta? Tranquila, los correctores hacen milagros si sabes usarlos…

Si no tienes la suerte de tener una carita de porcelana, los correctores deben ser tus mejores amigos. Aprender a corregir ojeras, granitos, o volúmenes ¡Es muy fácil!No te limites a ponerte un pegote de corrector beige cuando no duermes. Los correctores pueden ser tus mejores aliados a la hora de unificar tu rostro y neutralizar las imperfecciones. Sólo tienes que saber cuál elegir y cómo aplicarlo ¡Atenta a estos consejos!

¿Complejo de mapache? ¡Borra tus ojeras!

Si no has descansado mucho, necesitarás un corrector antiojeras de color beige. Su color, más claro que el tono de tu piel, hará que se aumenten las zonas hundidas y se iluminen, unificándolas con el resto del rostro. Si son muy exageradas también puedes darle un toque muy leve de amarillo para neutralizar el violeta, o anaranjado si son más azules.

. Elige el corrector según tu tono de piel.Gama de correctores Master Touch de Max Factor

Normalmente se presentan en barra o crema, lo que permite cubrir bien toda la zona, pero también puedes conseguirlos en polvo para un retoque más rápido y superficial. En el primer caso, aplícalo con los dedos dando toquecitos suaves, en el segundo elige un brocha adecuada.

Concealer Kit de Bobbi Brown combina crema y polvos para un efecto más duradero

Lo puedes aplicar tanto encima como debajo de la base de maquillaje, pero recuerda no pasarte porque si no te quedarán dos antiestéticos cercos blancos bajo los ojos.

Fuera granitos, venitas y rojeces ¡Date color!

Para borrar granitos, rojeces y zonas irritadas de la piel, lo mejor son los correctores amarillos o verdes. La clave está en ir probándolos sobre la zona que quieres cubrir para ver cuál te va mejor según el color que quieras neutralizar.

Corrector verde en pincel específico para pieles sensibles de Avene, y corrector amarillo de Benefit

Para zonas azuladas o grises como pequeñas venitas, cicatrices o la zona de la barba en los hombres, podemos aplicar un corrector de color anaranjado.

Disimula las arrugas con polvitos mágicos…

Las pequeñas arrugas y líneas finas también se pueden disimular con un buen corrector. La clave está en elegir uno en un tono levemente rosado, que corrige zonas más oscuras. La textura debe ser en polvos muy finos y ligeros, para que no se apelmace precisamente en esas zonas generando el efecto contrario al deseado.

Kit de camuflaje perfecto para llevar en el bolso y darse un retoque rápido de Benefit

Oro factor muy importante es la manera en que se aplique. Tiene que ser con una brocha adecuada, espolvoreando de manera sutil y en la misma dirección que sigue la línea que queremos borrar desde dentro hacia fuera ¡Así se hará el milagro!

Adiós a las manchas ¡Recupera una piel uniforme!

Si el problema son pequeñas manchitas en la piel producidas por la edad o el sol, lo más adecuado es un corrector rosado que has de aplicar siempre antes que la base de maquillaje, para que así esta unifique la piel.

Kit de Benefit que incliye distintos tipos de correctores

Dependiendo del color exacto de la mancha, también se pueden dar toques con correctores de otro tono. Además, hay que tener en cuenta que si además de manchas existen arrugas, se debe elegir un corrector ligero, si no por borrar las manchas podríamos acentuar las arrugas ¡Y no es eso lo que queremos!

Jugar con los volúmenes: aprende a usar luces y sombras

Los tonos marrones oscuros son difíciles de usar pero tienen efectos sorprendentes. Sirven para hundir o disimular volúmenes por ejemplo, en caso de que queramos estrechar la nariz o disminuir las bolsas de los ojos.

El paso posterior tras aplicar el corrector suele ser la base de maquillaje, como esta de Maybelline, pero para jugar con los volúmenes es mejor hacerlo al final

Es recomendable usarlo en forma de polvos, para un efecto más difuminado, y por encima del maquillaje para darle un toque final. Asimismo, se pueden combinar con polvos de luz, que aumentarán o resaltarán otras zonas, para acentuar ele efecto. Pero ¡ojo! Un uso excesivo puede dar como resultado un rostro más artificial que el de Michael Jackson…

Ver más…

Quítate 10 años… ¡con sólo tres retoques!

Maquillaje para controlar los brillos ¡adiós al efecto gusiluz!

Autor: Maria Ybarra

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *