Rituales de buena suerte para despedir el 2008

¿Cómo atraer la buena suerte el próximo año? Atenta a la ritos más famosos para que la suerte no te abandone… ¡Toma nota y ponlos en práctica!

¿Por qué nos comemos las doce uvas? ¿Por qué ropa interior roja? ¿De dónde vienen todas estas tradiciones? El 31 de diciembre hasta el más incrédulo se envuelve en un áurea de superstición.

Todos queremos saludar al nuevo año con alegría y con todas las armas posibles para que la suerte esté de nuestro lado durante todo el nuevo año. La tradición de Noche Vieja y Año Nuevo es casi tan antigua como la humanidad.

La celebración de Año Nuevo es una de las festividades más antiguas. Hace 4.000 años los babilonios celebraban el Año Nuevo al comienzo de la primavera. Los egipcios lo celebraban con el comienzo de la crecida del río Nilo y los romanos lo festejaban el 25 de marzo. Pero fue el emperador Julio César quien instauró la celebración el día 1 de enero, día dedicado al Dios Jano. Y desde entonces, hasta ahora.

A continuación descubre cómo conseguir los deseos que le pides al 2009… ¿Preparada?

Existen muchas costumbres que cada año, millones de personas llevan a cabo en sus hogares para recibir y pedir al nuevo año la mejor de las suertes. Apunta:

Comer las 12 uvas siguiendo cada una de las 12 campanadas es una forma de hacer realidad los anhelos y deseos para el año nuevo.

La ropa interior juega también un papel importante esa noche: si la usas del revés, tendrás mucha ropa nueva. Si la eliges de color rojo, encontrarás el amor y si te decantas por el amarillo, llamarás a la prosperidad.

Recibir al año con dinero dentro del zapato o meter un anillo de oro en la copa de cava con la que hagas el primer brindis del año, es sinónimo de crecimiento económico.

Las velas no deben olvidarse. Además de su poder casi místico, ese día te ayudarán a conseguir lo que más ansíes. Todo depende del color: el azul trae paz; el amarillo, abundancia; el rojo, pasión; el verde, salud; el blanco, luz y el naranja, inteligencia.

Comer una cucharada de lentejas cocinadas durante los primeros minutos del nuevo año traerá prosperidad.

Un ritual de magia para la Noche Vieja:

Cuando la botella de cava con la que hayáis brindado para celebrar el nuevo año esté totalmente vacía, cada una de las personas que hayan bebido de ella deberá escribir en un pequeño papel el deseo personal más importante que espere para el nuevo año. Es muy importante que nadie lea lo que pone en ese papel y tampoco servirá de nada si la persona revela lo que ha escrito. Cuando todos hayan acabado, los papelitos se meterán en la botella que deberá cerrarse de nuevo con su mismo corcho, de forma hermética. La botella deberá lanzarse al mar o a un río diciendo: ‘Aquí te entrego esta botella repleta de deseos, llévala donde quieras, cerca o lejos, pero que se cumplan nuestros deseos’.

Empieza el nuevo año con buen pie. Está claro que cada uno se forja su propio destino, pero si podemos propiciar cualquier golpe de suerte, bienvenido sea.

Autor: Judit Perez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *