¿Por qué somos infieles en vacaciones?

infieles_vacaciones2

Pasar 24 horas con nuestra pareja puede acabar siendo un suplicio para algunos, y no son pocos los que desean tener una aventura durante sus vacaciones. El agobio, el aburrimiento y la falta de sexo propician las infidelidades en verano, cuando precisamente más tiempo pasamos junto a nuestra pareja.

Las vacaciones son para desconectar, disfrutar y pasar tiempo con nuestros seres queridos, sin embargo, es durante los días de verano cuando más infidelidades se cometen en España. Según datos del estudio ‘Ciclo de amor’, de Kayak, 1 de cada 20 españoles confiesan haber engañado a su pareja durante las vacaciones, e Ibiza se alza como el destino preferido de los infieles.

En verano, internet se convierte en otro de los lugares favoritos para encontrar un amante. Varias páginas webs de contactos, como MiAffaire.com, perciben un aumento notable de sus registros durante las vacaciones. La facilidad para conocer a otras personas a través del portátil o de nuestro teléfono móvil ha convertido a la red en una potente plataforma para hacer contactos.

El agobio, las discusiones y la falta de sexo propician las infidelidades

Aparentemente, las razones más habituales que nos empujan a tener una aventura en verano van ligadas -curiosamente- al hecho de pasar demasiado tiempo en pareja. Aunque nos queramos mucho, estar 24 horas junto a la misma persona puede acabar agobiándonos. Los datos de una página de contactos revelan que un 24% de los hombres que pasan las vacaciones con su pareja se sienten asfixiados. La causa más frecuente entre las infidelidades femeninas se debe a las discusiones de pareja, lo que lleva a un 19,3% de las encuestadas a tener una aventura.

El aburrimiento también es una razón de peso que nos hace fantasear con echar una canita al aire, además del sexo. Para un 36,2% de los hombres y un 28,7% de las mujeres, la falta de sexo en la relación es la causa principal para buscarse un amante durante las vacaciones, y es que es precisamente en esa época cuando nuestra libido se dispara.

En verano tenemos las hormonas revolucionadas. Gracias al aumento de horas de luz y a las altas temperaturas, nuestro cuerpo produce mucha más serotonina, que nos hace sentir más alegres, y testosterona, la hormona encargada de la libido. Además, segregamos más feromonas, que van dejando nuestro rastro allá por donde pasamos. Si las ganas de sexo no se sacian con la pareja, el apetito sexual se convierte en un detonante para la infidelidad.

Más sobre: amores de verano | infidelidad |
  • porno porno Sex izle hd Porno Porno HD Seks porno izle
  • Escribe un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>