Maquillaje: labios de escándalo y mirada seductora

Aprende a maquillarte y saca partido a tu rostro. Lancôme te acerca algunos trucos para que consigas un maquillaje muy sofisticado.

Paso 1: Prepara tu rostro

1. Cubrir las imperfecciones: con la cara limpia, aplica una pequeña cantidad de corrector en la zona de las ojeras, rojeces y pequeñas imperfecciones. Importante: el tono del corrector ha de ser uno o dos tonos más claros que el del fondo de maquillaje. 

2. Unificar el rostro: aplica el fondo de maquillaje sobre una piel limpia e hidratada. Extiéndelo en movimientos del centro del rostro hasta el exterior y no olvides difuminarlo hacia el cuello.

3. Fijar el fondo de maquillaje: para conseguir ese acabado mate y natural, utiliza polvos fijadores.

4. Marcar el pómulo: aplica el colorete de una forma práctica y sencilla. Sonríe, y sobre el punto de mayor volumen aplica el colorete con una brocha. Importante: cuanto más pálida sea tu piel, más claro debe ser el tono del colorete.

Paso 2: consigue una mirada muy chic

1. Para aplicar la sombra de ojos: aplica el color oscuro primero con un pincel para marcar el arco y contorno externo del ojo. A continuación, aplica el color más claro con el dedo en el centro del párpado y difumina bien los dos colores. Para intensificar tu mirada, añade de nuevo el color oscuro sobre el contorno y  raíz del ojo.

2. Para aplicar la máscara de pestaña: aplica la máscara en movimientos zig-zag desde la raíz hasta las puntas. Importante: nunca apliques la máscara en las pestañas inferiores si tienes el ojo cansado o caído.

Paso 3: seduce con tus labios

1. Para definir el labio: perfila el labio de las comisuras hacia arriba y hacia abajo y difumina con la ayuda de un pincel. Importante: el tono del perfilador debe ser lo más parecido al rojo de labios que vayas a utilizar.

2. Para añadir color: para conseguir un resultado más duradero, ayúdate de un pincel de labios para aplicar el color. Comienza por la parte interna y desde las comisuras hacia adentro. 

3. Consigue un acabado glamoroso: aplica en el centro del labio un toque de brillo con un gloss. Si quieres conseguir unos labios sensuales y voluminosos, aplica un tono de gloss claro y brillante. 

Autor: Judit Perez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *