El blanco de las joyas Swarovski

El color más puro nunca debe desaparecer de nuestro armario ni tampoco de nuestro joyero.

Swarovski sabe que el blanco es imprescindible y por eso lo incluye en su colección. Cristales blancos en pendientes, sortijas, gargantillas y brazaletes que destacan sobre las pieles que lucen un moreno estival.

Para momentos de estremada elegancia o para el día de tu boda puedes optar por lucir una preciosa tiara como si fueses una reina.

Y no sólo esto, sino que la firma traslada el blanco a otros complementos tan útiles y diarios como una funda para el IPod o un monedero, ciertamente con un toque de sofisticación propio de Swarovski.

Autor: Regina Cruz

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *