Di NO a las ojeras

La mujer que tiene ojeras sabe perfectamente que no favorecen en absoluto. Lucir una imagen cansada y enfermiza no gusta a nadie. Además de taparlas con el maquillaje, nosotras te damos algunos truquillos que harán que disminuyan casi por arte de magia.

Hay mujeres que llevan esos dichosos círculos oscuros de forma crónica y en este caso los genes tienen mucho que ver. Pero en otros casos, vienen provocados por la falta de sueño, la fatiga o el stress. Las propiedades de algunos alimentos favorecen la desaparición de la hinchazón. Toma nota.

La patata rallada es una buena aliada. Si la aplicas sobre la zona hinchada, conseguirás disminuir el problema.

Otra opción es aplicar infusiones de manzanilla o de escarumujo.

Los higos frescos también calmarán la zona o, si lo prefieres, empapa dos algodones embebidos en leche fresca y cubre las ojeras con ellos. Déjalos actuar unos tres minutos y retíralos.

Con cualquiera de estos remedios caseros, lucirás una mirada más descansada y brillante.

Autor: Tania Martinez

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *