Cromoterapia e hidromasaje

El agua despierta todos los sentidos, nos relaja y nos quita el estrés que acumulamos a lo largo del día a causa de esfuerzos y preocupaciones. Jacob Delafon te propone varios remedios para el mal occidental del siglo XXI.

Cascadas, rápidos, torrentes, burbujas, corrientes de agua vivas… todos los beneficios del agua en estado salvaje se dan cita en el modelo Riverbath. Circular o rectangular,  se convierte en el centro de un nuevo espacio de vida. Se consigue con esta bañera un masaje revitalizante en la nuca y los hombros, sensaciones que se prolongan en todo el cuerpo. La posibilidad de añadir un calentador de agua permite un placer extremo a temperatura constante. Dotada de un panel de mandos con retro-iluminación, se puede seleccionar el programa deseado, además de disponer de funciones de cromoterapia.

Bañera Cleo es la más especial, las tienes en tres colores. Rojo real: Color barroco por excelencia, el rojo ahuyenta las inhibiciones y permite todas las extravagancias, todos los excesos. El malva es un color intimista, auténtico símbolo del romanticismo, de la sensualidad o incluso la espiritualidad. Y el verde limón: Como una zambullida vitaminada en la «cosecha» de los años setenta, el verde ha estado siempre en el retorno a los orígenes y a la autenticidad.

Purist es una bañera que permite sumergirte por completo y deja rebosar el agua. Por su estética de líneas puras es fácil que se adapte a cualquier cuarto de baño. Es similar al modelo Sok.

La cromoterapia que propone Jacob Delafon puede aplicarse al modelo Riverbath, Sok y al modelo Deseo con un cojín integrado debajo del cual nace una cascada de agua, para que la relajación llegue a sus extremos.

Tiene 8 esencias de cromoterapia:

-azul índigo: serenidad y relajación
-azul turquesa: tranquilidad
-rojo: ánimo y energía
-naranja: felicidad y espontaneidad
-amarillo: esperanza e iluminación
-verde: armonía y equilibrio
-verde pálido: calma
-violeta: inspiración y creatividad

Autor: Regina Cruz

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *