Cientos de fans de MUJI buscan la Sutsuketsu escondida en Barcelona y Madrid

El próximo lunes 19 de julio dos Sutsuketsus más serán escondidas en Madrid y Barcelona para que ávidos buscadores, desafiando al calor, a las huelgas de metro, a las manifestaciones, a las celebraciones futboleras, se hagan con una de ellas.

Desde el lunes 5 de julio cuando MUJI comenzó su acción de street marketing, sus admiradores han aumentado.

Relato de una búsqueda, Rambla del Raval, Barcelona
Lunes 12 de Julio. 18.30 horas en adelante

Desde las 18.30h hasta las 19.10h sólo podían verse a un par de espontáneos buscadores, pero poco a poco la tensión se palpa cada vez más en el ambiente. Personas solas, parejas, tríos o familias enteras buscando el preciado tesoro. Muchos de ellos llevaban sus móviles, imaginamos que para comunicarse entre ellos o para ir viendo la página web y perfil de Facebook.

Unos y otros iban andando de aquí para allá y buscando en cada posible rincón cercano al Gato. Algunos incluso corrían y daban voces entre ellos, causando todavía más incertidumbre y desconcierto entre los buscadores. Otros susurraban entre ellos y miraban disimuladamente. Nada se libraba de una minuciosa inspección ocular y táctil: bajo los bancos, dentro de las papeleras, entre los arbustos y las ramas de los árboles y palmeras, cualquier papel en el suelo se convertía en un espejismo, etc. Y, por supuesto, cada milímetro cuadrado del Gato de Botero era inspeccionado con lupa una y otra vez. Error.

(continúa en la página siguiente)

Todo aquel que pasaba por allí se sorprendía al ver la gente moverse tan rápido y en un espacio tan reducido. Incluso los camareros empezaban a mosquearse de ver cómo no-clientes se agachaban para mirar debajo de sus mesas y sombrillas, y no dudaban en cambiar sillas de sitio o levantarlas. Además, los menos vergonzosos acosaban con preguntas a los sí-clientes y a los propios camareros. “¿Señor, señor, ha visto usted a un gato por aquí?”, preguntaba una niña.
Incredulidad a la vez que indignación en sus miradas.

A las 19.40h la Sutsukesu ha sido encontrada. Fugaz y efectiva, la chica de rasgos asiáticos corría hacia su compañera de búsqueda para darle la buena noticia. En ese momento se ha tomado una foto de las ganadoras.
Algunos se acercaban a preguntar dónde había estado escondida hasta entonces. Otros daban media vuelta resignados. Y unos pocos todavía seguían buscando la Sutsukesu ajenos a la realidad: la ansiada etiqueta dorada ya tenía dueñas!

Hemos identificado a unos 20 buscadores, aunque desconocemos los que han ido de incógnito ni los que han podido no llegar.

Autor: Roser Amills

Comparte esta noticia en

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *